Revolución también en el campo

Arsène Wenger manager of Arsenal during the Premier League match at the American Express Community Stadium, Brighton and Hove
Picture by Simon Dael/Focus Images Ltd 07866 555979
04/03/2018

Todas las miradas apuntan hacia Arsène Wenger. También lo hacen todos las críticas. Él es el blanco de cualquier reacción que surja ante una derrota (cosa muy habitual) del Arsenal en estos tiempos. Existen numerosas razones para cuestionar la figura del técnico alsaciano y, sobre todo, para poner en duda la conveniencia de un año más con el francés como responsable del banquillo londinense. Su contrato finaliza en 2019 y solo los más optimistas pueden imaginar una mejoría notable del equipo con Wenger al frente una temporada más. La necesidad de afrontar un cambio de poderes en la parcela deportiva del Arsenal es tan real como el hecho de que en los últimos meses buena parte de la plantilla del Arsenal se beneficia del paraguas de Wenger para que las críticas no se centren en ellos.

Se podrían escribir varias páginas, y quizás un libro, sobre los errores de Wenger y las pocas soluciones que ofrece desde el banquillo para situar al equipo en una situación ventajosa o en disposición de ganar partidos de forma continuada. Y el riesgo que puede cometer este verano la dirigencia del Arsenal sería el de afrontar tan solo una de las dos revoluciones que reclama urgentemente el club. Por un lado, un cambio en el banquillo y, por tanto, una revolución en la parcela deportiva (que gira en torno a Wenger desde la marcha de David Dein en 2007). Por otro lado, una revolución sobre el terreno de juego.

En la plantilla del Arsenal conviven ahora mismo tres perfiles distintos de futbolistas. En líneas generales, se puede distinguir con cierta facilidad a qué grupo pertenecen la mayoría de integrantes del equipo.

  • El Arsenal tiene jugadores de primer nivel a los que no debe desaprovechar. El ejemplo más claro de ello es su última contratación: Pierre-Emerick Aubameyang.
  • El Arsenal tiene jugadores que están rindiendo por debajo de sus posibilidades y a los que tiene la obligación de recuperar para la élite. El mejor ejemplo es Héctor Bellerín.
  • Y por último están los jugadores que, o bien por su edad o bien por falta de aptitudes, no cumplen con los mínimos para seguir otra temporada más en el equipo. El mejor ejemplo de ello es el que durante bastantes años (ya lejanos) fue el mejor guardameta de la Premier League inglesa: Petr Cech. En este apartado la lista de integrantes es numerosa.

Porque Wenger es responsable de muchas cosas que afectan negativamente al juego colectivo del equipo, especialmente en lo que a la táctica se refiere. Pero Wenger no es quien falla cuando Petr Cech comete errores tan graves como los de este fin de semana en el campo del Brighton o como los que el guardameta checo lleva realizando durante esta que está siendo su peor campaña como profesional. Tampoco tiene la culpa Wenger del error infantil que cometió Shkodran Mustafi no defendiendo a Sergio Agüero en el primer gol en Wembley hace ocho días.

Además, la indolencia de la plantilla es sencillamente alarmante. Una plantilla que incluye jugadores como Calum Chambers, Granit Xhaka, Rob Holding, Petr Cech, Danny Welbeck, Mohamed Elneny o Alex Iwobi cuyo rendimiento esta temporada deja muchísimo que desear. Son futbolistas sobre los que realmente debe pesar la duda de si están capacitados para continuar un año más en el club, independientemente de quien sea el técnico.

Se equivocaría el Arsenal si piensa que lo único que falla es el entrenador.

Players of Brighton and Hove Albion celebrate their first goal during the Premier League match at the American Express Community Stadium, Brighton and Hove Picture by Simon Dael/Focus Images Ltd 07866 555979 04/03/2018
El Arsenal perdió este fin de semana en el campo del Brighton / Foto: Focus Images Ltd
Foto de portada: Focus Images Ltd

Related posts

7 comments

Totalmente de acuerdo Santomé.

Para mí Chambers y Holding se quedaron en proyectos y son jugadores para equipos que luchen por no descender a Cahmpionship. A ese mismo nivel pertenece Elnenny. A Welbeck, ya cuando lo ficharon me parecía malo, y cuando digo malo digo malo para el arsenal al que llegaba. Xhaka no ha adaptado su talento a la premier. Cech esta mayor y tienen que suplirle con alguien mejor que Ospina, por favor. Pero hay mucha hambre de porteros, así que el mercado será duro en esa posición este verano. Iwobi es el último en una larga lista de apariciones fulgurantes que se desinflan en los últimos años del Arsenal (Wilshere, Ramsey). A estas bajas que menciona Sergio habría que añadir que Cazorla termina contrato (y lleva siglos out) así como Wilshere. Mucho jugador por reemplazar y encima hay que hacerlo con jugadores mejores.

Muy de acuerdo contigo Sergio. El tiempo de Wenger en el fútbol de primer nivel ya pasó y a sus cada vez más frecuentes errores hay que añadir sus cada vez peores excusas. Tienes razón en que no se le puede culpar de las cagadas de sus jugadores durante los partidos, pero él ha fichado a estos jugadores mediocres que dan lo que dan mientras otros equipos se han reforzado por el mismo precio con jugadores diez niveles por encima.
Me parece muy interesante lo que comentas Sergio de jugadores indolentes. Curiosamente los jugadores con carácter no parecen del gusto de Wenger, Alexis, Wilshere, Kolasinac, Coquelin,… Es un tópico pero en el Arsenal faltan huevos.
Creo que el club tiene que dar un giro de 180 grados, fichar un entrenador con ideas nuevas, Jardim, Luis Enrique, quizás alguna leyenda del Arsenal como Pires (por decir alguno). Artera a priori no me convence demasiado pero bueno…en estos momentos cualquiera que no sea Wenger va a ser un avance.

Bastante de acuerdo con lo de separar a los jugadores en esos 3 grupos, pero con Arsene muchas veces parece que están todos en el mismo. No se cómo de probable es que cambien a Wenger, pero creo que Tuchel encajaría muy bien aquí, por lo que vimos de él en el BVB y con la identidad futbolistica del Arsenal. Además de que tendría a jugadores conocidos como Auba y Mikhi, alemanes como Ozil y Mustafi y otros jugadores con buena técnica a los que les puede dar ese empujón que necesitan sus carreras, como Xhaka y Wilshere. En teoría aún tienen buenos mimbres para mantenerse en el grupo del Big 6 y luchar por entrar en UCL de nuevo, pero hacen falta algunos cambios y el adiós de Wenger debe ser este verano SÍ o SÍ.

Me consta que lo de Tuchel es improbable porque acabó bastante mal en Dortmund con el nuevo chief scout del Arsenal (Sven Mislintat)…

Totalmente de acuerdo Sergio. Y creo que da para mucho debate una clasificación de la plantilla en esos tres grupos que comentas. Sobretodo en esa terna de jugadores a los que se les cataloga en ese grupo del medio, en mi opinión, por las circunstancias que los rodean, y que con otro entrenador y dinámica nadie durdaría de meterlos en el grupo de los mejores. Ahí es donde más puede residir el futuro del Arsenal pienso, en cuantos de los jugadores del segundo grupo, con un cambio de técnico etc conseguirían aumentar su rendimiento y dar ese paso. Yo en mi opinión, creo queo que muchos sí tienen mucho más que dar, sin echar toda la culpa al área técnica ya que ese bajo rendimiento obviamente también es culpa de cada jugador.

Yo pienso que no se puede desvincular el rendimiento individual de los jugadores de la gestión de Arsene Wenger. Esos jugadores los ha fichado él, los modela él y los hace jugar de la manera que él cree oportuna. Me da la impresión que los jugadores han dicho ya basta, no se creen ya al entrenador alsaciano, parece que han interiorizado que están en un club perdedor, aunque no sea cierto, al menos mientras siga Wenger al frente del equipo.
Pienso que la mayoría de estos jugadores son mejores de lo que muestran, simplemente necesitan un nuevo entrenador que les motive y que sepa exprimirles mejor.
El equipo no tiene ninguna motivación, no cree en el entrenador y esto es culpa de Wenger, por eso Alexis ha marchado por piernas, porque sabe que no puede continuar en un club con esta dinámica tan negativa.
El Arsenal tiene una buena base de jugadores a los que se les debería sacar mayor rendimiento. Por el bien del club Wenger no debe continuar el próximo año, cuanto mas tarde en marchar mas se hundirá el equipo y mas costará volver a luchar con los mejores. Necista un cambio de entrenador que ilusione de nuevo con un nuevo proyecto. La era de Wenger fue exitosa al principio pero ya hace años que no lo es y por su tozudez ahora saldrá del club por la puerta pequeña cuando si hubiera marchado hace 4/5 años se hubiera ido como una gloria del club.

Hace tiempo que el arsenal necesita abrir ventanas y ventilar el área deportiva tanto de entrenador y jugadores. Aún así creo que Wenger puede ser muy valido como entrenador para equipos de primer nivel pero en el arsenal su ciclo está más que acabado y cuanto más tarden en cambiar más lejos estarán del top 5 de la premier (este año ya no es top 6 solo hay que ver la clasificación)

Deja un comentario

*