Una sombra de sí mismo

Arsenal v Queens Park RangersBarclays Premier League

QPR: una sombra de sí mismo

El Queens Park Rangers puede hacer historia si continúa así. Hacer historia negativamente. Ha perdido en esta Premier League sus 9 partidos (¡todos!) como visitante y en ellos ha marcado 4 goles y ha encajado 22 tantos. Eso sí, en su favor habría que mencionar que todas sus salidas han sido para medirse a equipos situados en el top 12 de la Premier y rivales, por tanto, de cierto nivel: Tottenham, Manchester United, Southampton, West Ham, Chelsea, Newcastle, Swansea, Everton y Arsenal.

El QPR fue en el Emirates una sombra de ese equipo que ha sumado en su campo, Loftus Road, 13 puntos de los últimos 15 posibles. Hay dos futbolistas en este QPR que están destacando por encima del resto. Uno es Charlie Austin (tercer máximo goleador de la Premier League 2014/15) y el otro es Leroy Fer. Harry Redknapp optó por acudir al Emirates con el holandés Fer en el banquillo de suplentes y con un dibujo táctico compuesto por tres centrales (Onuoha, Ferdinand y Caulker) y dos carrileros (Isla y Traoré). Fue precisamente uno de los laterales quien protagonizó el duelo más desequilibrado que se presenció sobre el césped londinense: Alexis Sánchez vs Armand Traoré. El zaguero senegalés salió muy malparado y cuajó una actuación paupérrima en la banda izquierda del QPR. Traoré, que defendió hace años la camiseta gunner y que tiene el dudoso honor de haber participado en el Manchester United 8-2 Arsenal de 2011, dio síntomas de debilidad desde el minuto inicial. No encontró ayuda alguna por parte de sus compañeros, perdió la mayoría de duelos con Alexis cuando el chileno se disponía a encarar y también defendió francamente mal al tocopillano en la acción que significó el 1-0. Ni Traoré podía jugar una primera mitad peor, ni Alexis podía pedir un escenario más cómodo para él.

A quienes únicamente hayan visto esta temporada al Queens Parks Rangers actuar como visitantes hay que decirles una cosa: el QPR no es tan malo como parece en esos partidos. Y a quien solo haya visto sus partidos en Loftus Road (ahí compitió de forma espectacular, por ejemplo, ante el Manchester City) también hay que decirle algo: el QPR no es tan bueno como puede parecer delante de su público.

De lo que no cabe duda es que Charlie Austin sigue completando una temporada superlativa y la gente del QPR no puede pedir más a su dorsal número 9: marcó de penalti en el Emirates, está a dos goles de Sergio Agüero y a uno de Diego Costa en la tabla de goleadores de la Premier League 2014/15.

El domingo, un examen para Welbeck

Si el QPR fue una sombra de sí mismo, ¿cómo es posible que llegase con vida al tiempo añadido? Pues principalmente por tres razones: la incapacidad gunner para sentenciar el partido (hubo ocasiones para batir a Green, un penalti fallado por Alexis, etc), por la expulsión a Olivier Giroud al inicio del segundo tiempo y por el riguroso penalti señalado a Debuchy. ¿Se equivocó el árbitro indicando un penalti inexistente de Debuchy sobre Hoilett? Seguramente fuese así, del mismo modo que no señaló un derribo sobre Bobby Zamora en el tiempo de descuento.

Que el Queens Park Rangers inquietase a Szczesny en los minutos finales fue más por demérito del equipo local que por mérito del equipo visitante -que no hizo nada excepcional-. El Arsenal se encontró con un contratiempo al inicio del segundo tiempo: la roja directa de Olivier Giroud. El equipo gunner solventó razonablemente bien su ausencia durante más de media hora, pero no tendrá ni siquiera 48 horas para recuperarse de cara al West Ham-Arsenal de este domingo. El Arsenal visitará a los hammers con la obligación de ocupar el puesto de ‘9’ de una forma diferente a cómo lo ha ocupado en semanas recientes: Danny Welbeck, Alexis Sánchez y Lukas Podolski serán, por este orden, los tres grandes candidatos a ocupar la demarcación de delantero centro. Puede ser un examen importante para el atacante inglés si finalmente resulta elegido para ser el ‘9’. Welbeck se mueve bien, trabaja, ofrece cierta potencia -más en la banda izquierda desde que reapareció Giroud-, pero sus cifras goleadoras dejan que desear, sobre todo cuando él quiere jugar lo máximo posible como ‘9’ y alejarse de ese rol de comodín en la banda izquierda que acabó por desesperarlo en el Manchester United. La realidad es que Welbeck tan solo ha firmado 2 goles en sus últimos 15 partidos con el Arsenal: en total suma 6 goles en 22 partidos como gunner. Números no precisamente estelares por su parte.

Podolski, mientras tanto, negocia su posible salida al fútbol italiano. Alexis sigue en su línea: la de ser el mejor futbolista del Arsenal con cierta diferencia respecto al segundo. Y ante el QPR encontró un nuevo aliado: Tomas Rosicky. El checo marcó un gol y dejó muestras inequívocas de su clase y de su categoría técnica. A sus 34 años no está para jugar 90 minutos dos veces por semana, pero sí para tener un rol más importante del que le había otorgado Arsène Wenger hasta la fecha: 22 minutos disputados en las primeras 17 jornadas de la Premier. En el Arsenal del tocopillano también hay un pequeño hueco para ‘Mozart’.

Rosicky focus

La titularidad de Tomas Rosicky en el ‘Boxing Day’ fue la primera del checo en la presente edición de la Premier League inglesa (Foto: Focus Images Ltd)
Foto de portada: Focus Images Ltd

Related posts

7 comments

Pues yo he visto a un Leroy Fer un tanto apático. Más bien era un tal Niko Kranjcar, ciertamente infravalorado debido a su irregularidad, el que se ofrecía a dar salida de balón, en la segunda parte, a Onuoha. Por lo demás, chapeau.

Que el Queens Park Rangers inquietase a Szczesny en los minutos finales fue más por ¿”emérito”? o ¿demérito?
Como siempre da gusto oírte y escucharte.

Charlie Austin es de esos futbolistas de los que te enamoras pese a que no juegan en un grande ni son mediáticos. Extraordinaria su labor en el Queens Park Rangers.

Deja un comentario

*