Una jornada en el Calcio con… Honda, Dzeko, Zamparini y Zaza

Italy Training Focus

25a jornada de la Serie A. La Juve ya domina la SerieA. Nunca antes un equipo que llegó a encontrarse a 11 puntos del liderato ha ganado la liga con tres puntos por victoria. La Juve, de momento, ha conseguido la remontada gracias al gol de Zaza contra un Nápoles que jugó un buen partido y se mantiene con opciones. Aunque ya por detrás en la tabla. En 1999, el Milan ganó la liga remontando 7 puntos a la Lazio. En 2000, la Lazio le remontó 9 a la Juve.

Contenido relacionado: “Zaza rompe el tablero”

Por detrás se viven otras remontadas. La Roma remonta y sumó la tercera victoria consecutiva con Spalletti, aunque tocó sufrir en Carpi (1-3). Dzeko marcó su cuarto gol en Serie A, rompiendo su mala racha. La Roma ya es cuarta, superando al Inter. Un Inter sin rumbo, con 6 puntos de los últimos 21. Un Inter que ganaba a la Fiorentina 0-1 y perdió 2-1, con un gol en los últimos minutos de Babacar. Un Inter que siente la presencia, por detrás, a dos puntos…del Milan. Si, el Milan llegó a encontrarse a 13 puntos del Inter y ahora sueña con luchar por ser tercero. Posición que mantiene una Fiorentina feliz: le ha ganado los seis puntos al Inter.

Contenido relacionado: “La insistencia de Paulo Sousa

Ya lejos queda la Lazio, capaz de romper su mala racha de tres partidos sin marcar metiendo 5 goles a un Verona destinado al descenso. Y el Sassuolo, que empató en el campo del Chievo (1-1) en un duelo entre entidades modestas con buen proyecto. También queda lejos de Europa el Empoli, derrotado por el Frosinone y con Livaja provocando un incendio, pues se peleó con el entrenador en el banquillo. Otro incendio del croata, jugador temperamental quien ya salió mal del Atalanta y el Inter.

En la zona de descenso, el Verona rompió una racha de cinco partidos sumando puntos. Sufre, como sufre el Carpi. El Frosinone, por su parte, ganó por primera vez fuera de casa, en Empoli, y se pone a 3 puntos de la salvación, presionando a entidades históricas metidas en problemas: la Sampdoria ha sumado 2 de los últimos 21 puntos y empató sin goles con el Atalanta entre abucheos. En la Samp se han vivido reuniones las últimas horas, pues la idea era luchar por jugar en Europa y, ahora mismo, se lucha por no bajar. El Genoa perdió 2-1 con el Milan pese al primer gol de Cerci con su nueva camiseta y el Palermo perdió 1-3 con un Torino que se aleja del peligro. El Udinese, derrotado en casa por un Bolonia firme, tampoco se debería relajar.

Un almuerzo con… Keisuke Honda. El japonés se debía largar del Milan este enero. Era el deseo de todos: vender a Keisuke Honda. Aunque al final, se quedó y de forma sorprendente, Sinisa Mihajlovic lo ha sumado a su causa. Contra el Genoa, Honda jugó un partidazo. Ni los más viejos podían recordar un partido así del japonés. En la jugada del 1-0, luchó un balón que se perdía con el alma y lo convirtió en el centro del gol de Bacca. Después, bombardeó con zapatazos a Perin. Y en uno de ellos, su disparo de más de 40 metros entró en la portería. Mihajlovic lo celebró con una risa eufórica y Honda se besó el escudo delante los hinchas que lo abuchearon tanto. El Milan ha ido reaccionando y jugará en Europa seguro, la próxima temporada. Ya sea por ganar la Copa o por la clasificación. Además, Mihajlovic afirma que pueden llegar a ser terceros y que jugadores como Honda son un modelo pues trabajan y lucha. Un dardo hacia Balotelli, quién entró en los últimos cinco minutos y se paseó, apático. Mihajlovic, en vez de celebrar la victoria, lo persiguió por el terreno de juego al final del partido entre insultos.

Mihajlovic ha sumado a Honda para su causa. Foto: Paolo Rachetto.
Mihajlovic ha sumado a Honda para su causa. Foto: Paolo Rachetto.

Una comida con… Edin Dzeko. Cuando Kevin Lasagna, el jugador del Carpi que jugaba en sexta división hace 5 años, marcó el 1-1 contra la Roma, este modesto jugador sumaba los mismos goles en liga que un tal Edin Dzeko. Aunque el bosnio, poco después, remató un centro de Salah y marcó su cuarto gol esta temporada. Su último gol en jugada era ese del 30 de agosto contra la Juve. Ese gol contra la Juve fue el primero y permitió a la hinchada de la Roma soñar con un delantero con su currículum. Pues bien, Dzeko perdió el olfato goleador, marcó dos goles de penalti y nada más. Incluso perdió la titularidad las últimas jornadas, pues Spalletti apostó por un ataque sin un 9 fijo. Contra el Carpi, Dzeko volvió a la titularidad y pudo marcar un gol que permite a la Roma luchar por la tercera posición. Y le permite a él creer en si mismo. “Lo importante ha sido no dejar de trabajar”, dijo al final. Spalletti tiene una misión: recuperar la mejor versión de Dzeko. Si lo consigue, la Roma puede ser tercera.

Edin Dzeko. Foto: MarcadorInt/T.Martínez.
La Roma necesita la mejor versión de Edin Dzeko. Foto: MarcadorInt/T.Martínez.

Una cena con… Maurizio Zamparini. El Palermo perdió con el Toro y se acerca peligrosamente al descenso. Ya contamos que los jugadores llegaron a denunciar que jugaron un partido sin entrenador, víctimas del caos de una sociedad presidida por un devorador de entrenadores, Maurizio Zamparini. Ojo con la temporada de los sicilianos. Empezó Giuseppe Iachini, destituido en la jornada 12. Llegó Davide Ballardini, quien aguantó hasta la 19. En la jornada 20 entrenó Fabio Viviani. En la 21, Giovanni Bosi. De la 22 a la 24 entrenó el argentino Guillermo Barros Schelotto, aunque como no tenía papeles, oficialmente el entrenador fue Giovanni Tedesco primero, y Giovanni Bosi después. Cuando Guillermo decidió volver a Argentina, pues no le convalidaron el título de entrenador, Zamparini apostó por fichar a… Iachini. El entrenador de las primeras jornadas. O sea, en 26 jornadas, el Palermo ha sido dirigido por 6 entrenadores, 5 de forma oficial y uno de forma no oficial. Maurizio Zamparini siempre pierde cuando lucha contra si mismo. Ha prometido muchas veces que tendrá paciencia con los entrenadores. Pero no puede. En total, ha cambiado de entrenador en 56 ocasiones en el fútbol profesional, ya sea con el Venecia (1987-2002) o con el Palermo (2002-2016), dos de los tres clubes que ha presidido. El otro fue el Pordenone, en cuarta división, durante los años 80. Esta temporada, Zamparini está batiendo récords: cinco cambios de entrenador,. Y estamos en febrero. Además, Zamparini es especialista en fichar entrenadores a los que había despedido la misma temporada. Icahini es otro nombre más de una lista con nombres famosos: Alberto Zaccheroni (1992/93), Giampero Ventura (1993/94), Luciano Spalletti (1999/2000), Francesco Guidolin (2006/07), Stefano Colantuono (2007/08) o Delio Rossi (2010-11). La temporada 2012/13, por ejemplo, empezó con Giuseppe Sannino. Luego llegaron Gian Piero Gasperini, Alberto Malesani, Gasperini otra vez y finalmente… Sannino. Todo en la misma temporada. De locos.

Unas copas con… Simone Zaza. Con un poco de fortuna y con mucho atrevimiento, Simone Zaza decidió uno de los partidos más importantes de la temporada. Zaza tiene una de las mejores medias goleadores de Europa, con un gol cada 70 minutos, aunque es suplente por detrás de Mandzukic, Dybala y Morata. Sin Mandzukic, fue suplente otra vez, entrenando en el segundo tiempo para derrotar al Nápoles con su zapatazo. De forma desafiante, celebró poco un gol vital y al final del partido no ocultó su enfado. “Sí, un gol importante…aunque si jugara más…”, exclamó. Un equipo norteño derrotó a un equipo sureño con un gol sureño. Zaza nació en unas de las regiones de donde han salido menos jugadores, Basilicata, donde lo descubrió el Atalanta, club siempre atento en categorías inferiores. Zaza nació mirando al mar en la costa de Basilicata, una región eternamente olvidada. Situada entre la Apulia y Calabria, una región pobre y seca. La picaresca italiana se inventó eso de que algunas zonas de la Basilicata eran tan pobres que ni Cristo llegó allí, como recordó el gran escritor y pintor Carlo Levi. Cristo no llegó, pero sí nació un delantero que pide paso en Italia y la Juve. Ya recordamos su periplo vital en su momento. Su carrera es la carrera de un luchador. No se rendirá hasta ser titular. Eso o buscar otro club.

Contenido relacionado: “El largo camino de Simone Zaza

Foto de portada: Focus Images Ltd.

Related posts

Deja un comentario

*