Basilea-Benfica: encauzar el rumbo antes de que sea demasiado tarde

Basilea disfrutó con la exhibición de Oberlin. Foto: Focus Images Ltd.

El mes de septiembre ha sido una época complicada tanto para Benfica como Basilea. A pesar de ser los vigentes campeones de sus respectivas ligas, que han dominado con puño de hierro en los últimos años, ambos han vivido un inicio de curso más difícil de lo esperado. El Basilea, campeón de las últimas ocho ediciones de la liga helvética, rompió el pasado sábado una racha de cuatro partidos sin ganar en la competición doméstica. Un caso parecido al del Benfica, campeón en las últimas cuatro ligas, que encadenó tres choques seguidos sin vencer. En clubes gigantes, acostumbrados a ganar, saltaron las alarmas. El cuadro azulgrana quedó a seis puntos del líder, el Young Boys. El Benfica, a cinco del Oporto, que cuenta todos sus partidos por victorias en una liga en la que los duelos directos entre los tres gigantes son vitales para recortar distancias de estas características. Y ambos, tanto Basilea como Benfica, empezaron con mal pie la fase de grupos de la Champions. Llegan a la segunda jornada sin haber estrenado el casillero de puntos.

Las urgencias afectan principalmente al Benfica, que se vio sorprendido en su feudo por el CSKA de Moscú y no puede permitirse un segundo tropiezo si quiere alcanzar los octavos de final de la Champions League, el mínimo objetivo del cuadro encarnado. El conjunto portugués frenó su pequeño bache con una victoria balsámica en casa ante el Paços de Ferreira (2-0), en el que supuso el tercer partido como titular de Rúben Dias, central de 20 años formado en la cantera encarnada. El zaguero luso es una apuesta de Rui Vitória y parece destinado a consolidarse a medio plazo en esta demarcación. Capitán tanto del Benfica como de la selección portuguesa en categorías inferiores, Dias responde a un perfil de central poderoso en el juego aéreo y contundente en el cruce, aunque no particularmente rápido. Una de sus mejores virtudes seguramente sea su carácter, pues se trata de un jugador enormemente competitivo y que suele ejercer de líder cuando compite con chicos de su edad. En la primera plantilla del Benfica le toca actuar en el perfil izquierdo de la defensa para convivir con Luisao, a pesar de que ha desarrollado gran parte de su carrera juvenil en el sector derecho de la zaga.

“Fue una apuesta por la calidad. Él está trabajando muy bien y tiene un largo recorrido por delante. Pero a menudo dos o tres partidos en un estadio de este tipo, con este nivel de intensidad, tiene una importancia muy relevante en el desarrollo del jugador. Al final de estos tres partidos Rúben es un jugador mucho más fuerte, mucho más seguro de sí mismo, con mucha más confianza. Esto no significa que juegue siempre, pero es una apuesta que todos sabemos que el Benfica hace. Y es una apuesta válida, tiene calidad, respondió muy bien y tiene margen para mejorar. No basta con dos o tres buenos partidos. Porque algunos llegan a la cima, pero mantenerse en ella es más difícil. Pero fue una entrada muy buena de Rúben, que ha demostrado claramente todo el potencial que creemos que tiene”.

Rui Vitória sobre Rúben Dias.

Ruben Dias, capitán de Portugal.
Ruben Dias se ha asentado en el once del Benfica en las últimas semanas. Foto: MarcadorInt/T.Martínez (Todos los derechos reservados).

La visita a Basilea pondrá a prueba la firmeza de la apuesta de Rui Vitória, que siempre tiene la opción de regresar a la clásica pareja que forman Luisao y Jardel. También son razonables las dudas sobre el inquilino de la portería: Bruno Varela ha sido el titular hasta ahora, pero Júlio César jugó los dos últimos partidos y el técnico luso no quiso despejar la incógnita. La expedición encarnada ha viajado a Suiza sin bajas destacadas, lo que permitirá al campeón luso alinear al once que considere más oportuno para enfrentarse a los helvéticos. En él se espera que convivan Seferovic y Jonas en punta, dos de los grandes argumentos ofensivos del cuadro lisboeta. El delantero suizo regresa a su país avalado por un notable estado de forma, pues anotó ocho goles en sus primeros nueve partidos oficiales del curso, mientras Jonas ha marcado nueve dianas en los diez partidos que han disputado.

Frenar a los dos delanteros del campeón portugués será el gran reto de un Basilea que suele apostar por una defensa de tres centrales y que suele formar con un once que prácticamente se recita de memoria a pesar de las dificultades en el arranque de curso. En la retaguardia, Suchy aporta experiencia a una zaga que completan dos centrales tan prometedores como rápidos (Álvarez Balanta, que ha perdido algo de cartel, y Akanji, uno de los proyectos más firmes del equipo). En los carriles, está ganando peso el paraguayo Blas Riveros, mucho más eficaz en ataque que contundente en defensa, mientras en la medular el costamarfileño Serey Dié ha perdido protagonismo. El centrocampista africano suele ser suplente, relegado al banquillo por el tándem Taulant Xhaka-Zuffi. En el flanco izquierdo encontramos la única duda de cara al partido de esta noche, pues en esa parcela Dmitri Oberlin y el noruego Mohamed Elyounoussi pugnan por la titularidad. El extremo nórdico parte como favorito para arrancar como titular, a pesar de que el jugador helvético cedido por el RB Salzburgo completó una buena actuación el pasado fin de semana ante el Zürich, en un partido en el que los azulgranas ganaron por 1-0 gracias a una diana del propio Oberlin.

Taulant Xhaka es fijo en el doble pivote del Basilea. Foto: Focus Images Ltd.
Taulant Xhaka es fijo en el doble pivote del Basilea. Foto: Focus Images Ltd.

Sin embargo, las esperanzas el Basilea para sumar un resultado positivo en la visita del Benfica recaen en Ricky van Wolfswinkel. El delantero neerlandés, con pasado en el gran rival de los encarnados, el Sporting CP, ha empezado la temporada con buen pie. Van Wolfswinkel ya ha anotado siete goles en los primeros dos meses de curso, aunque al mismo tiempo encadena tres encuentros sin ver portería. El instinto del ex del Vitesse en el área contraria incrementa la eficacia de los helvéticos cuando merodean la portería rival, aunque al mismo tiempo el delantero holandés puede sufrir para dotar al Basilea de una salida en largo si el Benfica encierra a los azulgrana en su mitad de la cancha. Las opciones del Basilea pasan por el acierto de Van Wolfswinkel y la precisión en el golpeo de Zuffi en la ejecución de las jugadas de estrategia. Una victoria local colocaría a los suizos en una buena situación en el grupo antes del doble enfrentamiento ante el CSKA de Moscú.

Alineaciones probables: Basilea-Benfica, 20:45h en beIN SPORTS ESPAÑA

Basilea vs Manchester United - Europa League Final - 24th May 2017 - Football tactics and formations

Foto de portada: Focus Images Ltd.

Related posts

Deja un comentario

*