La otra Alemania

Lars Stindl celebrates scoring for Germany against Chile during the 2017 FIFA Confederations Cup match at Fisht Stadium, Sochi
Picture by EXPA Pictures/Focus Images Ltd 07814482222
22/06/2017
*** UK & IRELAND ONLY ***

EXPA-EIB-170623-0067.jpg

Alemania venció a Chile por la mínima y se proclamó campeona de la Copa Confederaciones por primera vez en su historia. El conjunto teutón ha presentado en Rusia un combinado de futbolistas de una tipología muy concreta y fue siguiendo el fútbol que potencia a ese perfil de jugador cómo logró alzar el trofeo al cielo de San Petersburgo. Pues si en la pasada Eurocopa de Francia el combinado de Joachim Löw fue uno de los más convincentes de la competición gracias a un virtuoso juego posicional asociativo, las contundentes ausencias (Hummels, Boateng, Kroos, Weigl, Gündogan, Özil, Götze) han provocado que el técnico de Schönau se haya tenido que decantar por formar un equipo de unas características muy diferentes. Uno de menos control (es difícil de imaginar a esa Alemania con un 39% de posesión como el que tuvo durante la final), que juega a mayor ritmo y más voraz en las transiciones. Durante el proceso de cambio, no ha perdido un ápice de competitividad, demostrando así que esta selección es una de las más versátiles del planeta y que Jogi Löw es uno de los seleccionadores menos inmovilistas de la actualidad.

Alemania 1 (Stindl 20′)
Chile 0

Chile vs Alemania - Football tactics and formations

Alemania hubo de resistir a 20 minutos de auténtica efervescencia andina. Chile ofreció, también en esta competición, el inconfundible y enérgico juego que les ha llevado a ser a ser una de las selecciones más estimulantes del globo durante el último lustro. Pese a que la generación dorada empieza a cumplir años y había quien dudaba de que tuvieran en las piernas la capacidad de agitar encuentros y someter al rival de antaño, la final de hoy sirvió para recordar que el proyecto aún cuenta con frescura. A través de una asfixiante presión a todo campo, el combinado de Juan Antonio Pizzi obligó a Alemania a retroceder e impidió que se establecieran en campo contrario. Una vez recuperó cerca de ter Stegen, con muchos atacantes cerca de esa zona y muy juntos, Chile agujereó la estructura defensiva alemana mediante esos incesantes movimientos de apoyo, rupturas y dinámicas asociaciones cortas. Con Vidal, ayer delantero, como máximo protagonista de esa identidad, sólo el buen hacer de la defensa de área alemana y la ausencia de un rematador contundente impidió que el campeón de América se fuera por delante en el marcador.

En medio de ese éxtasis colectivo chileno, cuando la autoridad con la que estaban sometiendo a Alemania hacía desatarse la inspiración y la confianza de sus protagonistas, Marcelo Díaz se atrevió a hacer un recorte estando de cara ante Claudio Bravo sin percatarse de que a su encuentro venía Timo Werner, que juega en uno de los equipos que mejor presiona del planeta. El ex del Stuttgart rebañó la pelota y reaccionó con agudeza ante la salida de Bravo, advirtiendo la llegada de un Stindl que no fallaría ante la meta vacía. Como colofón a un periodo de desbordante juego de Chile, Alemania se aventajaba en el marcador.

Sebastian Rudy of Germany and Eduardo Vargas of Chile clash during the 2017 FIFA Confederations Cup match at Fisht Stadium, Sochi Picture by EXPA Pictures/Focus Images Ltd 07814482222 22/06/2017 *** UK & IRELAND ONLY *** EXPA-EIB-170623-0076.jpg
Chile sometió a Alemania durante el inicio. Foto: Focus Images Ltd

Tan cierto es que Alemania no estaba nada cómoda ante lo que estaba ocurriendo como que este era un escenario que podía darse en cualquier momento. Al contrario que cuando se enfrentaron en la fase de grupos, donde la Mannschaft sí quiso tener una mayor cuota de balón y se vio bloqueada ante la actividad andina, Jogi Löw dispuso esta vez un planteamiento algo más reactivo. El conjunto germano también trataba de presionar a todo campo, pero una vez Chile superaba esa primera presión, retrocedía en ese compacto 5-4-1 y trataba de esperar en bloque bajo hasta tener la oportunidad. Ese frente de ataque Goretzka – Draxler – Stindl – Werner está diseñado para generar pánico transitando y Löw quiso aprovecharse de que el combinado sudamericano involucraba en sus ataques muchos hombres por delante del balón para castigarlo con la carrocería explosiva de sus futbolistas. Chile tardó en concederles contragolpes, pero lo acabó haciendo y esta Alemania no tuvo piedad ninguna para aprovecharlos.

El tanto descompuso al cuadro de Pizzi, que perdió mucha activación mental y finura asociativa, y empezó a conceder transiciones con una frecuencia mucho mayor. Alemania no estuvo certera ante Bravo y no fue capaz de convertirlas, por lo que se llegó a los minutos finales del encuentro con el resultado ajustado. Ese último y desesperado intento chileno por voltear el encuentro volvió a volcar el campo hacia la meta germana, donde tuvo que emerger un gran MAtS, que también ante México se había mostrado decisivo, para volver a impedir que Chile materializara sus ocasiones. El meta del FC Barcelona ha demostrado que está perfectamente preparado si algún día Neuer baja su celestial nivel. Como tantos otros futbolistas de esta Alemania campeona de la Confederaciones.

Foto: Focus Images Ltd

Related posts

1 comments

La gran favorita para repetir título mundial. Un año antes, no veo a ninguna selección que pueda discutirle el reinado. Aunque siempre hay noches malas como en la Euro ante Francia. La pareja Dembelé-Mbappé puede ponerles en aprietos en un año.

Deja un comentario

*