Una trampa para un favorito

Portugal Polonia Sub21 MarcadorInt

Muy cerca de Galicia, a escasos 10 kilómetros de la frontera, se resolvía el futuro de una generación portuguesa acostumbrada a ganar y perfectamente capacitada para luchar por el título de campeones de Europa Sub-21 en la fase final del próximo mes de junio y adquirir así un billete para los Juegos Olímpicos de 2020. Al final, ni una cosa ni la otra. Decepción mayúscula para la afición portuguesa en una fría tarde otoñal en Chaves, una pequeña ciudad al norte del país. Hasta allí llegó un grupo de jugadores polacos cargados de ilusión, con calidad y con una idea de juego bien definida. Consiguieron lo que parecía difícil: remontar el 0-1 que habían cosechado los lusos en el encuentro de ida de esta repesca. Y consiguieron lo que parecía imposible: marcar 3 goles en menos de 25 minutos.

Se está convirtiendo en una tradición que una gran plantilla se quede fuera de la fase final del Europeo Sub-21: le pasó a la Francia de Lemar, Rabiot, Dembele, Tolisso, Coman y cía en la edición anterior; le ocurrió a la España de Kepa, Saúl, Sergi Roberto, Isco, Morata y cía en la repesca para el torneo de 2015; y le sucedió a la Francia de Varane, Griezmann y Lacazette en la repesca frente a Noruega hace seis años. Y esta vez la decepción la protagoniza una generación portuguesa que empezaba con grandes expectativas. De hecho, jugadores como Gonçalo Guedes, Renato Sanches, Ruben Neves y Ruben Dias empezaron jugando la fase de clasificación con la Sub-21 de Portugal. También Diogo Dalot.

Portugal Polonia Sub21 MarcadorInt
Portugal se tuvo que volcar al ataque tras encajar 3 goles en 24 minutos / Foto: MarcadorInt

En el día de la verdad, después de una fase de grupos en la que ya pasaron bastantes apuros, Portugal pagó carísima su fragilidad defensiva, reflejada en las dos acciones por arriba que convirtieron en gol los polacos en los primeros minutos. Y también acusó el conjunto luso la falta de un delantero centro. Ni siquiera la presencia en el campo de Gedson Fernandes y Joao Felix, las dos joyas del Benfica, sirvió para que marcasen diferencias. Ambos firmaron una actuación realmente decepcionante, como casi todos sus compañeros y como el seleccionador Rui Jorge, que movió el banquillo de forma extraña e inefectiva. El sorprendente 1-3 obtenido por Polonia en Chaves cambia el panorama del Europeo Sub-21, al quedarse fuera uno de los grandes favoritos.

Kownacki, Szymanski, Bielik y Grabara impulsan a Polonia

En el conjunto polaco destacaron por encima del resto cuatro nombres propios. Tres de ellos juegan ya en equipos extranjeros y el cuarto quizás no tarde mucho en abandonar la liga local. Además de ser capaces de remontar a domicilio ante un elenco de jugadores portugueses teóricamente superiores, otro detalle que da más valor al triunfo polaco es la juventud que tiene este grupo de futbolistas. Mientras que Portugal competía con tan solo tres jugadores nacidos a partir del 98, en el once inicial de Polonia había seis futbolistas nacidos a partir de 1998, es decir, que esos seis podrían disputar incluso la siguiente edición del Europeo Sub-21

Portugal Polonia Sub21 MarcadorInt
El cuerpo técnico y los jugadores polacos celebran el triunfo / Foto: MarcadorInt

Dawid Kownacki (1997 /Sampdoria). Nadie ha tenido tanta incidencia en la clasificación de Polonia como el delantero centro de la Sampdoria. Kownacki ha visto portería en 9 de los 11 partidos que ha disputado entre la fase de grupos y la repesca. No obstante, lo mejor que hizo en suelo portugués este martes fue la cantidad de problemas que causó a los centrales portugueses -especialmente superado por la situación Jorge Fernandes-, lo bien que se movió fuera del área, el criterio con el que tocó el balón para prolongar las posesiones de Polonia. Un delantero muy a tener en cuenta en la fase final del Europeo Sub-21.

Sebastian Szymanski (1999 / Legia Varsovia). Ya había sido el mejor de Polonia el pasado viernes en el partido de ida. En la vuelta no tuvo tanta continuidad en sus intervenciones y a su lucimiento personal no le beneficiaba el hecho de pasar tanto tiempo sin tener la pelota y defendiendo, aunque volvió a dejar destellos de una calidad notable en su zurda. Jugó pegado a la banda izquierda en el 4-5-1 de Czeslaw Michniewicz y técnicamente las mejores acciones de Polonia salieron de sus botas. Posee un golpeo de balón francamente bueno, crea peligro con la precisión de sus centros desde la banda izquierda y cuenta con el mérito añadido de ser el más joven de toda la selección. Tan solo tiene 19 años y muy probablemente también un futuro fuera del Legia Varsovia.

Krystian Bielik (1998 / Charlton). El Arsenal pagó 2 millones de euros por él cuando tenía 17 años recién cumplidos. Desde entonces ha dado vueltas por el equipo juvenil, por el filial y cesiones varias (Birmingham, Walsall y Charlton). Nunca me ha parecido un jugador con condiciones para tener un futuro claro en el primer equipo del Arsenal, pero hará carrera en otros clubes sin muchos problemas. Juega de central izquierdo en esta Sub-21 polaco y abrió el marcador en un saque de esquina con un buen remate de cabeza. La remontada de Polonia la inició él. Además, en la primera parte, mientras varios futbolistas portugueses estaban nerviosos y bloqueados, Bielik mostró una serenidad enorme en el centro de la zaga tanto en acciones puramente defensivas como sacando el balón desde atrás sin grandes adornos ni complicaciones. Esta repesca ha supuesto sus dos primeras internacionalidades con la Sub-21 de su país.

Kamil Grabara (1999 / Liverpool). Su protagonismo fue aumentando con el paso de los minutos y acabó siendo decisivo una vez que Portugal se volcó y logró generar un cierto volumen de ocasiones de gol. Ahí apareció Grabara, que lo paró casi todo bajo los palos. Nacido en el 99, tiene una talla impresionante (alrededor de 195 centímetros) y desde principios del 2016 está en la cantera del Liverpool. Actualmente forma parte del filial y el pasado verano ya debutó con el primer equipo a las órdenes de Jurgen Klopp. Un portero de futuro.

Estadio Chaves MarcadorInt
El Estadio Engenheiro Manuel Branco Teixeira asistió al decisivo Portugal-Polonia Sub21 / Foto:  MarcadorInt
Foto de portada: MarcadorInt

Related posts

2 comments

Lo bueno de esto es que ahora la sub20 podrá contar con un abanico de jugadores más amplio para el mundial sub20.

Hay generaciones de países pequeños (futbolísticamente hablando) que visualizan cambio de poderes en un futuro cercano. Lo de Croacia este año puede ser el inicio de una tendencia de sorpresas.

Deja un comentario

*