Píldoras de determinación, receta del doctor Aduriz

Aritz Aduriz of Athletic Bilbao during the warm up UEFA Europa League match at Mestalla, Valencia
Picture by Maria Jose Segovia/Focus Images Ltd +34 660052291
17/03/2016

En un examen de todo o nada, contar con el factor San Mamés a favor y con el as en la manga de Aritz Aduriz es una ventaja tan importante que convierte cualquier reto en, por lo menos, alcanzable. El delantero guipuzcoano firmó la enésima actuación para el recuerdo, esta vez con récord goleador incluido, para darle un vuelco a la situación clasificatoria al Athletic Club en el grupo F de la Europa League y transformar todas las dudas que había en una tarde de euforia y goles en la ciudad de Bilbao. El Genk no lo puso nada fácil, de hecho hubo fases del partido en las que el conjunto belga se desempeñó de manera muy notable con el balón; pero en el intercambio de golpes se acabó imponiendo quien le puso un poco más de furor y mordiente.

Athletic Club 5 (Aduriz 8′, 24′, 44′, 74′ 90+4′)
Genk 3 (Bailey 28′, Ndidi 51′, Susic 79′)

Athletic vs Genk - Football tactics and formations

Las palabras de Peter Maes en las que dejaba entrever que el Genk iría a por el empate, sumado a la tensión que se le podía intuir al conjunto de Ernesto Valverde en una situación límite, invitaban a imaginar un encuentro austero en cuanto a alegrías futbolísticas. No obstante, desde que empezó a rodar el balón el escenario contagió de euforia al juego y se pudo ver que ambos equipos planteaban su partido a cara descubierta.

Ni rastro del partido cerrado que se esperaba, los primeros 10 minutos fueron una exhibición de presiones cortas, recuperaciones, transiciones rápidas y desequilibrio por bandas. En este sentido, merece la pena destacar el precioso envite que ofrecieron el flanco izquierdo del Athletic (Balenziaga-Muniain) contra el derecho del Genk (Castagne-Bailey). Y así llegó el primero de los ochos, recuperación de balón, Aduriz en su ya más habitual papel de no sólo definidor sino también de gestor del juego, descargó un balón para la incorporación de Balenziaga quien puso un excelente centro ¡con la diestra! para la dejada de Raúl García y la posterior pillería de Aduriz. El abc vizcaíno, el juego del Athletic definido a la perfección en una jugada:

Athletic Club - Football tactics and formations

El Athletic dio el primer manotazo, pero el Genk lejos de intimidarse aceptó el reto y se sintió muy cómodo en el toma y daca de posesión-recuperación-ataque, con lo que el encuentro siguió por sus cauces de película de acción: persecuciones y duelos sin respiro. En una de las infinitas jugadas de desafío que nos regaló el cara a cara de los flancos, Muniain forzó el primero de los tres penaltis de la tarde. Aduriz no falló y antes de la media hora de partido parecía que el Athletic tenía ya los deberes hechos con el 2-0.

Pero para lo bueno y para lo malo, el Genk es un conjunto al que le sienta bien no bajar nunca las revoluciones del partido. Además, si los leones cuentan con Aritz Aduriz, Peter Maes tiene a una de las parejas más estimulantes de esta Europa League: Pozuelo-Bailey. La escuadra belga robó en posición adelantada y de la asociación entre el andaluz y el jamaicano nació el 2 a 1. La actuación de estos dos jugadores merece una mención aparte, puesto que ya como había pasado en el partido en Bélgica, los argumentos de estos dos jóvenes propiciaron muchos males de cabeza a la zaga del Athletic. En el caso del ex del Betis y del Swansea ya es más conocido, pero Leon Bailey a sus 19 años apunta a que bien pronto va a emigrar de la Jupiler Pro League.

La hiperventilación que le había servido a los belgas para no irse del partido pareció volver a condenarles justo antes del descanso. Omar Colley cometió un agarrón casi obsceno por lo poco sutil que fue al derribar a Raúl García en las narices de Martin Atkinson, que señaló el segundo penalti para los locales, transformado otra vez por su delantero centro.

Steve Bruce, manager (right) of Hull City greets Peter Maes Manager.S.C. Lokeren Oost-Vlaanderen during the UEFA Europa League Qualifying Play Off Second Leg match at KC Stadium, Hull Picture by Richard Gould/Focus Images Ltd +44 7855 403186 28/08/2014
El guión de partido visto en San Mamés se alejó bastante de lo que tenía previsto Peter Maes. Foto: Focus Images Ltd.

Nada, otra vez cualquier atisbo de dominio local se desvaneció al inicio de la segunda parte. Al saque de un tiro libre lateral, Ndidi firmó un golazo de cabeza para poner el 3-2 en el marcador. Con casi todo el segundo tiempo por disputarse, parecía claro que el encuentro no se iba a resolver antes del 90. Esta vez el Athletic lo entendió, y visto el mareante tute que se habían propinado los 22 futbolistas en la primera hora de partido, bajo algo -poco- las pulsaciones al duelo y tuvo un poco más de control.

La tregua se rompió a falta de un cuarto de hora con un excelente pase de Yeray para la clásica definición con nervios de acero de Aduriz. La asistencia del joven central del Athletic fue el broche a un partido excelente atrás. 4-2, acción – reacción. Leon Bailey andaba con ganas de generar suspense en San Mamés y ni cinco minutos después del gol local se inventó otra gran jugada individual que tras un rebote aprovechó Susic para hacer el 4-3.

Apretó pero no ahogó el Genk en los compases finales. Pese al susto de Susic, el Athletic volvió a la versión algo más calmada de la segunda parte para enfriar las opciones de empate de los visitantes y ya en la penúltima jugada del partido Ndidi cometió otro penalti más, fruto tal vez de la impotencia, que aprovechó Aduriz para firmar un histórico repóker de goles en San Mamés. Al final, 5-3 en un encuentro vibrante que además de dejar buen sabor de boca al espectador, promete emociones fuertes en el futuro ya que deja el Grupo F con los cuatro integrantes separados tan sólo por un punto. El Athletic tendrá que sudar mucho aún para obtener un billete a fases posteriores pero salvó un match ball gracias a una buena propuesta ejecutada con pasión. Y a Aritz Aduriz, claro.

Foto Portada: Focus Images Ltd.

Related posts

2 comments

Que grande Aduriz, un delantero brutal y bajo mi punto de vista algo infravalorado, no en esta página por supuesto.

No es fácil marcar 5 goles, eso está claro. Pero 3 son de penalti. Obviamente se tienen que marcar estos penalties. Tampoco es normal que te piten 3 a favor. Marcas 5 goles contra el Gante, que no es que sea un equipo puntero europeo.

Es decir, mérito sí, hazaña, no. Si hubiera marcado 4 goles y uno de penalti sería el primero de darle muchísimo más mérito. Pero marcando 3… en fin, buen delantero sin duda.

Deja un comentario

*