Un debut amargo para Arzani

Celtic's general coach Brendan Rodgers before the UEFA Champions League match against FC Barcelona at Camp Nou, Barcelona
Picture by Luis Tato/Focus Images Ltd (+34) 661 459 33
13/09/2016

Era uno de los principales estímulos de la temporada 2018-19 en Escocia. Después de maravillar en el Mundial, con el rol de revulsivo saliendo desde el banquillo en la selección de Australia, Daniel Arzani aterrizó en el fútbol europeo dispuesto a exhibir el descaro que tanto le caracteriza. Propiedad del Melbourne City FC, club australiano perteneciente al conglomerado del City Football Group, Daniel Arzani firmó por el Manchester City, que anunció su incorporación para a su vez cederlo al Celtic de Glasgow. El mismo rumbo que tomó un par de años atrás Patrick Roberts, otro extremo habilidoso al que captó el gigante citizen para foguearlo luego en el fútbol escocés. Su estreno con el histórico club verdiblanco, no obstante, se demoró hasta finales de octubre. Tras un periodo de adaptación al nuevo ritmo de competición, más necesario todavía tras la resaca mundialista y su tardía incorporación al conjunto escocés, Brendan Rodgers le brindó sus primeros minutos el pasado miércoles 31 de octubre: visita al Dundee FC, colista de la liga, y 0-5 en el marcador poco después del descanso. Un escenario idóneo para que Arzani jugara algo más de media hora y demostrara qué era capaz de hacer.

Arzani ingresó al terreno de juego en el minuto 57. Veinte minutos más tarde, tras varias pinceladas de su habilidad con la pelota en los pies, Arzani se retiró lesionado, en camilla, tras romperse el cruzado en un lance del juego en el que resbaló al ir a presionar un balón dividido. El Celtic confirmó que el ligamento de su rodilla izquierda quedó dañado y las previsiones más pesimistas pronostican que no podrá volver a jugar esta temporada. Lo que es seguro, a falta de que se confirme el alcance de la lesión en los próximos días, es que Arzani se perderá la participación de los Socceroos en la Copa Asia 2019, que se celebra en enero y que suponía un escaparate inigualable para el talentoso extremo nacido en Irán.

Australia fans celebrate after the AFC Asian Cup match at Stadium Australia, Sydney Picture by Steven Gibson/Focus Images Ltd +61 413 768835 31/01/2015
Arzani se perderá la Copa Asia de 2019, en la que Australia defiende el título obtenido en la última edición. Foto: Focus Images Ltd.

La lesión de Daniel Arzani amenaza con cortar la progresión de un futbolista que ha destacado principalmente por su descaro y explosividad. El extremo australiano es un futbolista con muchísima personalidad, que tardó muy poco en echarse a la espalda a Melbourne City en la A-League y que no dudó en exhibir ese mismo afán por sentirse protagonista unas semanas más tarde en un escenario como el Mundial. Apenas necesitó una veintena de partidos en la liga local para ganarse la llamada de Van Marwijk. En Rusia 2018 Arzani se atrevió a hacer exactamente lo mismo que intentaba partido tras partido en la liga australiana, el mejor elogio que se le puede proferir a un chico que en condiciones normales podría dejarse amedrentar por la responsabilidad de representar a su combinado nacional. No siempre es aplicado en las tareas defensivas y posee un amplio margen de mejora en la toma de decisiones en el último tercio, pues en ocasiones peca de egoísta, pero Arzani ejerció de revulsivo en el Mundial gracias a su aceleración, cambio de ritmo, habilidad en el uno contra uno y capacidad para desbordar por los dos perfiles. Se trata de un prototipo de atacante poco común en un país como Australia, que agradece las raíces iraníes de su nueva estrella emergente. Arzani vivió en Irán hasta los siete años, cuando se mudó al país oceánico. Por aquel entonces ya era un fanático absoluto del fútbol, deporte que practicaba siempre que podía en las calles de su Khorramabad natal. Tanto antes de trasladarse a Australia con su familia como cuando regresaba a casa. Esa habilidad y picardía adquirida en la calle es la que Arzani traslada sobre el césped y que lo convierte en un futbolista totalmente imprevisible en el regate.

Por ahora, al Celtic le tocará esperar para disfrutar del fútbol de este joven talento internacional con Australia, que se comprometió por dos años con el club escocés. En sus primeros minutos y dejó varias arrancadas marca de la casa, con el balón cosido a la bota derecha. La esperanza es que pueda recuperar esa misma finura, ese mismo cambio de ritmo, esa misma electricidad cuando se recupere de la grave lesión que padece. Lesiones así suelen resultar problemáticas para futbolistas explosivos. Y pocos ejemplos de extremos explosivos en el fútbol actual como el del Daniel Arzani que maravilló en los ratos que jugó a lo largo del último Mundial.

Apoya los contenidos en MarcadorInt y conviértete en un mecenas del proyecto a través de Patreon. Puedes apuntarte aquí.

FICHA DEL JUGADOR
Nombre: Daniel Arzani
Edad: 19 años
Equipo: Celtic
País de nacimiento: Irán (internacional con Australia*)
Posición: Extremo

Cada lunes, un perfil (o una historia) de un joven talento en edad sub-23.

– 29 de octubre: Serginho
– 22 de octubre: Florent Muslija
– 15 de octubre: Zeki Çelik
– 8 de octubre: Krzysztof Piatek
– 1 de octubre: Ondrej Duda
– 24 de septiembre: Declan Rice
– 17 de septiembre: Angeliño
– 10 de septiembre: Giorgi Chakvetadze
– 3 de septiembre: Myron Boadu
– 27 de agosto: Rúben Dias

Foto de portada: waka77

Related posts

Deja un comentario

*