Los estadios de Cracovia como reflejo de todo un país

El Wisla de Cracovia no gana la liga desde 2011.

En Cracovia todo queda cerca. Las distancias entre los principales iconos turísticos son ridículas. Nada queda a más de treinta minutos de recorrido a pie en la segunda ciudad más poblada de Polonia. El vivo barrio de Kazimierz no está a más de un cuarto de hora del centro histórico, con la imponente Plaza del Mercado. La Plaza del Mercado no está demasiado lejos de la estación de tren, que asimismo queda relativamente cerca del Wawel, el castillo que en su día vigilaba las embarcaciones que recorrían el Vístula. Tampoco son una excepción los dos principales estadios de fútbol de la urbe. A menos de media hora andando desde el centro de la ciudad se erige el Marshal Jozef Pilsudski Stadium, el estadio del KS Cracovia. Muy cerca queda el Stadion Miejski Henry Reyman, la casa del Wisla. Solo hay que cruzar una inmensa explanada verde, el parque Blonia, en una postal que recuerda al célebre Stanley Park, que separa Goodison Park de Anfield en Liverpool.

Estadio del KS Cracovia.
Vista exterior del estadio del KS Cracovia. Foto: MarcadorInt.

Apenas un kilómetro separa la casa del Wisla, situada al norte, y la del KS Cracovia, al sur de un parque célebre recientemente por hospedar las liturgias religiosas de Juan Pablo II, natural de Wadowice, una localidad situada cerca de Cracovia. Se dice que Karol Jozef Wojtyla era un gran aficionado al fútbol en su juventud y que llegó a jugar como portero, pero lo que es seguro es que la afición del KS Cracovia pudo presumir durante muchos años de que su hincha más célebre vivía en el Vaticano. Aunque los dos clubes más importantes de Cracovia se fundaron en 1906, con apenas unas pocas semanas de diferencia -el KS Cracovia se creó oficialmente el 13 de junio de 1906 mientras la fecha exacta del nacimiento del Wisla es más difusa, aunque hay quien la sitúa en mayo de ese mismo año-, la condición de entidad más poderosa de la ciudad corresponde al Wisla. La Estrella Blanca, tal y como se le conoce en su país, es el club con más títulos de liga a pesar de que no alza el campeonato desde 2011. Si el Wisla ha ganado catorce ligas, el Cracovia solo ha logrado cinco. La última, en 1948, fecha de su último título. Sin embargo, si el Wisla puede presumir de ser la institución más laureada junto con el Gornik Zabrze, su rival conciudadano saca pecho por ser el primer equipo que ganó oficialmente un campeonato polaco, en 1921. En 1927 se formó la actual Ekstraklasa, organizada por la federación de fútbol polaco, y fue el Wisla quien se llevó el torneo. El máximo anotador del primer título liguero del Wisla fue Henryk Reyman, autor de 37 dianas. Actualmente su figura perdura en la memoria de los hinchas, pues el estadio del Wisla lleva su nombre. Reyman también tiene una importancia simbólica: luchó tanto en la Primera Guerra Mundial como en la Segunda Guerra Mundial y fue clave para reavivar la federación de fútbol polaca tras 1945.

Wisla Cracovia.
El estadio del Wisla Cracovia lleva el nombre de Henryk Reyman. Foto: MarcadorInt.

Esta rivalidad histórica, con títulos en disputa entre Wisla y Cracovia ya en la década de 1920, refleja uno de los motivos de orgullo para ambas entidades. Fundados en 1906, Wisla y Cracovia son actualmente los dos equipos profesionales más antiguos del fútbol polaco. Sin embargo, no fueron los dos primeros clubes que se fundaron en Polonia. Este honor corresponde a la ciudad de Lwow, donde se fundó el Czarni en 1903. No obstante, la cuna del fútbol polaco ahora es conocida como Lviv y pertenece al estado ucraniano, tal y como explicó en su día Toni Padilla.

Dos estadios renovados

El Marshal Jozef Pilsudski Stadium acogió cinco partidos del pasado Europeo sub-21 en Polonia. La casa del KS Cracovia fue una de las sedes más destacadas e incluso albergó la final del campeonato que se acabó llevando Alemania. Aunque Cracovia no hospedó ningún partido de la Eurocopa de 2012, el certamen que coorganizó Polonia con Ucrania fue el pretexto perfecto para que se renovaran varios estadios a lo largo y ancho del país. Uno de los ejemplos fue el campo del Cracovia, derribado en 2009 para construir justo encima un estadio nuevo en poco más de un año. El nuevo Marshal Jozef Pilsudski Stadium fue un proyecto diseñado por una empresa española, Estudio Lamela. La obra fue adjudicada en 2007 y finalizada en 2010 con un presupuesto de 40 millones de euros. Con capacidad para unos 15.000 espectadores, el pasado mes de junio la sede del KS Cracovia demostró estar preparada para acoger eventos de primer nivel.

Interior del estadio del Cracovia.
El estadio del KS Cracovia acogió varios partidos del Europeo sub-21. Foto: MarcadorInt.

Una situación similar vivió el Wisla de Cracovia, que renovó su estadio entre 2003 y 2011 en un proceso mucho más largo que el padecido por el KS Cracovia. Se planeó un proyecto ambicioso para construir prácticamente un nuevo estadio desde cero, pero todo se alargó más de lo previsto. Influyó el triunfo de la candidatura de Polonia y Ucrania de cara a la Eurocopa de 2012, lo que obligó a redefinir algunas de las características del nuevo estadio por si la sede reserva tenía que albergar partidos de la competición. En 2007 se decidió ampliar el aforo previsto hasta el actual, cercano a los 33.000 espectadores. El proyecto costó más de 100 millones de euros y seguramente la deuda arrastrada por la construcción del nuevo estadio sea uno de los motivos que explica la crisis deportiva y económica que sufre el Wisla, que no gana un título desde que inauguró su nueva casa en octubre de 2011.

Artículo relacionado: “La guerra santa de Cracovia”

Una tendencia común en Polonia

La renovación de los recintos deportivos es una tendencia reciente en la liga polaca. Entre los 16 equipos que participaron en la Ektrasklasa la pasada temporada, solo dos no han renovado o construido un nuevo estadio en el siglo XXI: el Pogon Szczecin y Wisla Plock. El Lechia Gdansk, el Akra Gdynia y el Slask Wroclaw acabaron de construir sus respectivos estadios en 2011, la misma fecha en la que finalizó la construcción del Estadio Nacional de Varsovia. Justo Gdansk, Wroclaw y Varsovia acogieron partidos de la fase final de la Eurocopa. Por su parte, las ciudades de Kielce, Nieciecza y Lubin estrenaron estadios en 2006, 2007 y 2009 respectivamente mientras Jagiellonia Bialystok, Lech Poznan (sede EURO 2012), Gornik Zabrze, Legia de Varsovia y Piast Gliwice renovaron sus casas de forma llamativa en la última década.

A general view of the exterior of the stadium prior to the start of the UEFA Europa League final at the National Stadium, Warsaw Picture by Greg Kwasnik/Focus Images Ltd +44 7902 021456 27/05/2015
El Estadio Nacional de Varsovia es la gran obra arquitectónica en cuanto a estadios se refiere en Polonia. Foto: Focus Images Ltd.
Foto de portada: Marcadorint.

Related posts

Deja un comentario

*