El laboratorio de Sergio Conceiçao

Fans of Porto during the Primeira Liga match at the Estádio do Dragão, Porto
Picture by Pedro Lopes/Focus Images Ltd +54 936 360 807
10/05/2014

El Oporto de Sergio Conceiçao vuelve a ilusionar a sus aficionados. Después de cuatro temporadas sin alzar el título de liga, cuatro cursos en blanco sin ganar una mísera Copa, los dragones lideran la clasificación del campeonato de la regularidad y parten como favoritos para disputar los octavos de final de la Champions en la última fecha de la fase de grupos. Este viernes el conjunto blanquiazul disputará un partido vital para consolidar las sensaciones que ha transmitido hasta ahora: juega su primer encuentro en casa ante un aspirante al título, el Benfica.

Más allá del rendimiento de los futbolistas que han regresado tras una cesión (Aboubakar, Ricardo, Marega, etc.), uno de los aspectos más llamativos del trabajo de Conceiçao desde que asumió las riendas de los dragones es la rapidez con la que ha absorbido las ideas de su nuevo técnico. El Oporto es un equipo reconocible, compacto en defensa y letal a la contra, y dentro de su abanico ya amplio de armas ha perfeccionado la eficacia de las jugadas a balón parado. Sergio Conceiçao diseña a conciencia las acciones de estrategia, que le han dado muchísimos puntos a lo largo del curso. Es habitual ver a los centrales o al mediocentro, Danilo Pereira, en la lista de anotadores, y de esta forma el Oporto ha abierto la lata en reiteradas ocasiones. El 70% de los goles anotados en la Champions League han llegado en jugadas trabajadas desde la pizarra. En total, 15 de los 50 tantos del Oporto son producto del balón parado.

Felipe of FC Porto during the FC Porto training session at the King Power Stadium, Leicester Picture by Andy Kearns/Focus Images Ltd 0781 864 4264 26/09/2016
Felipe, central del Oporto, ha marcado dos goles esta temporada. Su compañero en el eje de la zaga, Marcano, suma tres dianas. Foto: Focus Images Ltd.

Casi tan peligroso como conceder un conceder un contragolpe al Oporto es regalarle un córner. Los de Sergio Conceiçao explotan a la perfección los saques de esquina, una jugada en la que han anotado nueve dianas este curso. Lo padeció con especial saña el Leipzig, que no supo frenar el poderío luso en este tipo de acciones en ninguno de los dos choques que disputó en la Champions League. También lo ha sufrido en dos ocasiones el Portimonense, tanto en la liga como en la Taça, en una lista de equipos que completan Os Belenenses, Paços de Ferreira, Lusitanos, Rio Ave y Besiktas. En cambio, es menos habitual ver al Oporto transformar un lanzamiento de penalty. Los dragones no han marcado ningún tanto desde los once metros, aunque ante el Chaves Tiquinho Soares marcó en la segunda jugada después de perdonar el primer lanzamiento.

Las faltas colgadas al área también son otra fuente de ocasiones de gol para el Oporto. Del mismo modo que sufrieron en los saques de esquina, también Leipzig y Besiktas encajaron tantos después de faltas laterales que, de un modo u otro, desembocaron en un remate dentro del área que perforó su red. Lo mismo puede decir el Estoril. En definitiva, tres goles de este tipo y otros dos en saques de banda catapultados al corazón del área, una de las especialidades del Oporto en las noches europeas. Tanto Leipzig como Mónaco fueron incapaces de neutralizar jugadas que nacieron en las manos de uno de los laterales blanquiazules. Esto consolida al vigente subcampeón de la Bundesliga como el equipo más ingenuo a la hora de defender las acciones de estrategia de los lusos, la víctima favorita del Oporto en esta faceta: el Leipzig ha encajado cuatro goles en jugadas a balón parado tras enfrentarse en dos ocasiones al elenco dirigido por Sergio Conceiçao.

Alex Telles of FC Porto during the FC Porto training session at the King Power Stadium, Leicester Picture by Andy Kearns/Focus Images Ltd 0781 864 4264 26/09/2016
Alex Telles ejecuta a menudo las jugadas de estrategia. Foto: Focus Images Ltd.

El poderío aéreo de los Tiquinho, Aboubakar, Marega, Felipe (2 goles), Marcano (3 goles) y Danilo Pereira (3 goles) es de sobra conocido, y más todavía con futbolistas como Brahimi, Telles o incluso Héctor Herrera para servir buenos envíos, pero el abanico de jugadas del laboratorio de Sergio Conceiçao aún aguarda sorpresas. Remates directos, bloqueos para que un futbolista entre en carrera, prolongaciones en el primer palo para que alguien llegue libre de marca en el segundo, futbolistas preparados para recoger el balón en la frontal o las faltas laterales sacadas en corto para facilitar los desajustes en los marcajes son algunos de los recursos usados por el Oporto a lo largo del curso. Incluso entrañan peligro los ya mencionados saques de banda, donde es habitual ver a los centrales subir al área rival. Para equilibrar al equipo, normalmente son futbolistas rápidos como el Tecatito Corona y Ricardo Pereira, extremo y lateral derecho respectivamente, quienes se quedan cerrando cerca del círculo central para atajar cualquier contragolpe en caso de que el servicio sea defectuoso. No ocurre a menudo. Pocos equipos en Europa sacan tanto rédito de las jugadas a balón parado.

Foto de portada: Focus Images Ltd.

Related posts

Deja un comentario

*