17 apuntes sobre el Mundial Sub-17 de la India

Cuando Foden cambia de ritmo...

Concluyó este fin de semana en la India el Mundial Sub-17 con el triunfo de Inglaterra en la final ante España. Y el torneo no defraudó. No, no defraudó a pesar de la ausencia de figuras juveniles muy destacadas como Vinicius Junior (el Flamengo no dio permiso a la federación brasileña), Moise Kean y Fabrizio Caligara (Italia no se clasificó), Ryan Sessegnon (está en el primer equipo del Fulham), Dominik Szoboszlai (Hungría no se clasificó), Jandro Orellana (lesionado) o Pedro Neto (Portugal no se clasificó). Además, el Borussia Dortmund únicamente permitió a Jadon Sancho disputar la fase de grupos del torneo. Pese a ello, el nivel del campeonato ha sido muy alto, superior al de los anteriores Mundiales de la categoría, especialmente en comparación a los dos últimos ganados por Nigeria. Los futbolistas de la generación del 2000 (algunos de ellos nacidos incluso en el año 2001 o 2002) nos han ofrecido un Mundial Sub-17 repleto de talento y una amplia lista de nombres a seguir. Jóvenes futbolistas que ya habían brillado en la primera mitad del año en los campeonatos de sus respectivos continentes y que han confirmado su valía en este Mundial juvenil.

1. Phil Foden es un fenómeno. Hasta que llegaron los cuartos de final Phil Foden estuvo relativamente apagado, sobre todo teniendo en cuenta de lo que él es capaz. Sancho y McEachran fueron los principales baluartes de Inglaterra en el arranque de la competición, pero a partir de cuartos Foden explotó. Exhibición ante Estados Unidos en cuartos, gran actuación en semifinales contra Brasil y una actuación descomunal en la remontada frente a España en la final. Hizo de líder en los momentos de la verdad y mostró a todo el mundo sus impresionantes condiciones como futbolista que arranca desde el extremo derecho y que tiene una influencia enorme en el juego ofensivo del equipo. Inteligencia, conducción de balón, dribbling, manejo de las dos piernas (anotó los dos goles en la final con la derecha) y una facilidad asombrosa para abrir defensas con el pase o la conducción (él es zurdo). Asusta pensar en lo que puede convertirse si pule y mejora su disparo desde media distancia. El resto lo tiene casi todo, incluida una capacidad competitiva y liderazgo que hacen de Foden el merecido ganador del premio a mejor futbolista del Mundial Sub-17 de la India.

Pep Guardiola (tras el Manchester City-Manchester United en el que debutó Foden en pretemporada): “No tengo palabras. Me gustaría tenerlas para describir lo que vi. Hacía tiempo que no veía una actuación así. Sois afortunados por haber visto el primer partido de este chico con el primer equipo del City. Es un jugador especial”.

2. El gran tapado: Callum Hudson-Odoi. Eclipsado por Sancho primero y por Foden después. Así ha sido la vida deportiva de Callum Hudson-Odoi en estos últimos meses. Nunca ha sido la figura principal del conjunto inglés (ni en el Europeo ni en este Mundial) y, no obstante, su nivel ha sido sobresaliente. La sensación es que se hablaría mucho más de Hudson-Odoi si fuese la figura en solitario de una selección. El del Chelsea es un jugador muy completo en tres cuartos de campo: funciona bien como mediapunta o arrancando desde el extremo izquierdo. Callum, de origen ghanés aunque nacido en Londres, aún no ha cumplido los 17 años. Lo primero que llama la atención es su potencia, pero el seguimiento de sus partidos permite sacar otras conclusiones relacionadas con el buen nivel técnico que tiene. Excelente capacidad para asistir entre líneas o desde el costado izquierdo, sorprendiendo también con sus movimientos desde segunda línea. Se presenta aquí un nuevo reto para el Chelsea: sacar a Hudson-Odoi el provecho que el club no fue capaz de sacar o no está siendo capaz con otros jóvenes valores de la cantera londinense.

hudson-odoi-4-inglaterra-sub17 Marcadorint
Callum Hudson-Odoi, del Chelsea, pieza clave en el campeón del mundo / Foto: Tomàs Martínez – MarcadorInt – todos los derechos reservados

3. El nuevo McEachran. Su hermano Josh (24 años) fue una joven promesa del fútbol inglés que nunca se ha afianzado en la élite. Ahora Josh es suplente en un Brentford que ocupa la zona baja de la Championship. Y la atención se centra en las posibilidades de George, de quien el Chelsea confía en obtener un mejor rendimiento. George McEachran, con el ‘4’ a la espalda, es un mediocentro que en la final y en la semifinal del Mundial no tuvo tanto protagonismo como en citas anteriores pero que ha sido una pieza clave de la columna vertebral. Pese a no ser muy corpulento, no se arruga en acciones defensivas y ha tenido partidos destacados incluso en la faceta de presión y recuperación de balón -por ejemplo ante Chile-. Organiza bien el juego con su zurda.

4. Nunca Inglaterra había vivido lo de 2017. Nunca antes Inglaterra había celebrado tantos éxitos en categorías inferiores como en este año 2017 que pronto terminará. Campeones del mundo Sub-20 y Sub-17, campeones de Europa Sub-19, subcampeones de Europa Sub-17 y semifinalistas en el Europeo Sub-21. Esto implica que en Inglaterra no hay únicamente un buen equipo, sino que el nivel es realmente alto en futbolistas entre los 17 y los 21 años. Bien es cierto que la generación que más sobresale por talento puro es la del 2000. No ha formado parte de ese grupo Ryan Sessegnon, un zurdo que ya marca diferencias en el Fulham y por el que pugnan varios de los grandes clubes del país. Los hermanos Sessegnon, Jadon Sancho, Phil Foden, Rhian Brewster, Callum Hudson-Odoi y George McEachran componen la generación inglesa más ilusionante en mucho tiempo.

5. Gelabert mejoró el fútbol de España. La España de Santi Denia experimentó un cambio relevante con respecto al Europeo de Croacia (además de la baja por lesión de Sandro Orellana). Lo hizo a partir de la segunda jornada de la fase de grupos: César Gelabert accedió a la titularidad en el enganche y el fútbol de la selección fluyó mejor. El mediapunta del Real Madrid firmó una actuación absolutamente deslumbrante en la semifinal contra Mali. Ahí aparecieron en toda su extensión la elegancia, la inteligencia, los quiebros en espacios reducidos y los recursos para encontrar un pase en situaciones comprometidas de Gelabert. Su acceso a la titularidad mejoró ofensivamente al subcampeón del mundo.

6. Buena generación española del 2000. El conjunto español era tan bueno que supo competir y no estuvo lejos de alcanzar el título a pesar de la ausencia del lesionado Jandro Orellana, que había sido el mejor mediocentro del último Europeo Sub-17 de Croacia. Jugadores como Sergio Gómez, Ferrán Torres, Víctor Chust o Juan Miranda también dieron un paso adelante. El guardameta Álvaro Fernández demostró lo importante que puede llegar a ser un buen juego de pies para que tu equipo comience a construir su fútbol a través de los largos pases que realizas desde tu portería. A diferencia del Europeo que España conquistó en Croacia, Mateu Morey no causó tanto impacto con sus incorporaciones desde el lateral derecho. En esa línea defensiva aumentaron sus prestaciones el central Chust y el lateral zurdo Miranda. Sergio Gómez dejó claro que su golpeo de balón con la zurda es un arma muy poderosa y el valencianista Ferrán Torres confirmó lo buen extremo derecho que es. Ferrán es un especialista, un perfil de jugador que ayuda muchísimo con su desborde, verticalidad y rapidez cerca de la línea de banda.

cesar-gelabert- España sub17 Real Madrid MarcadorInt
César Gelabert se ganó la titularidad como mediapunta / Foto: Tomàs Martínez – MarcadorInt – todos los derechos reservados

7. El gol en la sangre: Abel, Brewster, Arp, Gouiri o N’Diaye. Nadie pudo con Rhian Brewster. El ariete del Liverpool certificó su premio de máximo goleador del Mundial gracias a sus recitales rematadores en cuartos de final (hat-trick a Estados Unidos) y en la semifinal (hat-trick a Brasil). Brewster alcanzó la cifra final de ocho goles. El ‘9’ inglés supo beneficiarse de la enorme cantidad de fútbol y ocasiones que generan compañeros como Foden, Hudson-Odoi, Sessegnon, Sancho y cía, puesto que la mayoría de sus tantos fueron propios de un delantero de área que sabe finalizar a un toque. Las características de su gran competidor, Abel Ruiz, son distintas: el del Barça es un punta que destaca fundamentalmente por su manera de asociarse, entender el juego, asistir y participar del circuito de pases de su equipo. Hasta los seis tantos llegaron Abel y el senegalés Lassana N’Diaye. Penalizados por la eliminación de sus selecciones en octavos y cuartos de final respectivamente quedaron Amine Gouiri y Jann-Fiete Arp, ambos con cinco dianas. En general, buen nivel de delanteros en la India.

Máximos goleadores del Mundial Sub-17

8 goles – Rhian Brewster (Inglaterra)

6 goles – Abel Ruiz (España) y Lassana N’Diaye (Senegal)

5 goles – Jann-Fiete Arp (Alemania) y Amine Gouiri (Francia)

8. Arp ya golea en la Bundesliga. Hablando de goleadores, uno que ha sido noticia este mismo fin de semana: Jann-Fiete Arp. Se despidió Alemania del torneo en cuartos de final y Arp se unió a la disciplina del primer equipo del Hamburgo para convertirse este sábado en el primer futbolista nacido en el 2000 que marca un gol en la Bundesliga. La aparición de Arp, que rechazó una oferta del Chelsea porque entendía que no tenía sentido irse a un club así con 17 años, es una fantástica noticia para una entidad como el Hamburgo que vive años muy grises. Arp es un delantero alto, fuerte y que vive fundamentalmente de su poderoso remate y su habilidad para armar el disparo. No le pidan grandes gestos técnicos (porque no los tiene) o espectaculares carreras (porque no es nada rápido), pero en este Mundial Sub-17 y hace un par de días en la Bundesliga volvió a dejar clara su efectividad dentro del área.

9. Alemania no enamora. Versión muy irregular la que ha ofrecido esta generación alemana tanto en el Europeo como en el Mundial. Sacan partidos adelante gracias al olfato de su delantero Arp y en ocasiones dejan buenos detalles futbolistas como Nicolas Kühn, John Yeboah, Elias Abouchabaka o Alexander Nitzl, pero lejos de ser un equipo dominante. Particularmente me deja bastante frío Abouchabaka, el ’10’ del RB Leipzig, un mediapunta con buen golpeo de balón pero también con un ritmo de juego muy  bajo e inconsistente en sus intervenciones en el juego.

10. Francia… tampoco. Francia, igual que sucedió en el Europeo del mes de mayo, fue eliminada por España. En ningún momento dio la sensación de que Francia tuviese un bloque tan compacto como para estar entre las grandes aspirantes al título: serios problemas defensivos y un mediocampo con dificultades para controlar los partidos ante selecciones potentes. No obstante, Yacine Adli es un futbolista que siempre genera peligro con su golpeo de balón desde la banda derecha y el delantero Amine Gouiri es una joya de la cantera del Olympique de Lyon. La gran conclusión de esta selección francesa es que el Lyon no solo tiene un buen ramillete de jóvenes talentos en su primer equipo sino que también los tiene en esta categoría Sub-17 con Gouiri, Willem Geubbels y, en menor medida, Maxence Caqueret.

gouiri-francia-sub17- MarcadorInt
Amine Gouiri fue el máximo goleador del Europeo y firmó cinco tantos en el Mundial / Foto: Tomàs Martínez – MarcadorInt – todos los derechos reservados

11. Lo mejor de Brasil: Paulinho y Marcos Antonio. Brasil sabía desde el momento en el que el Flamengo no permitió a Vinicius Junior formar parte del torneo que sería complicado ganar. Vinicius se había exhibido en el Sudamericano Sub-17 a principios de año y su ausencia en la cita mundialista hacía que otros futbolistas como Paulinho, Alan, Brenner o Lincoln tuviesen que dar un paso adelante. De esos tres, el único que lo hizo de forma frecuente fue el extremo Paulinho, un jugador que ya ha tenido bastantes minutos en el primer equipo de Vasco de Gama, que actúa en ambas bandas, es directo, vertical y resolutivo. Sus acciones ofensivas y el enorme campo de acción del centrocampista Marcos Antonio fue lo mejor de un conjunto brasileño en el que el guardameta Gabriel Brazao tuvo bastante trabajo en la portería.

12. Salam Jiddou, creatividad africana. Los mejores futbolistas africanos en estos Mundiales acostumbran a ser delanteros muy fuertes, extremos con una velocidad asombrosa o laterales potentes y muy ofensivos. La excepción a esa norma se llama Salam Jiddou. El ’10’ de Mali fue el mejor jugador africano de este Mundial Sub-17 y uno de los mejores mediapuntas de todo el torneo. Elegante, con pausa, visión de juego y muy buena toma de decisiones en los metros finales. El tipo de futbolista que no abunda precisamente en las selecciones africanas y que sirvió de cerebro en la semifinalista Mali.

13. Entretenida y ofensiva Mali. No estuvo lejos Mali de llegar a la final (como en la edición de 2015). De hecho, en la semifinal ante España generó muchísimas ocasiones, anotó un gol fantasma que no subió el marcador y, como había hecho en encuentros anteriores, desplegó un fútbol bastante desenfadado, desordenado por momentos, veloz y dinámico. Con dos extremos haciendo siempre daño en los costados -Hadji Dramé por la derecha y Djemoussa Traoré en la izquierda-, con el mencionado Jiddou dirigiendo las operaciones y con N’Diaye transformando multitud de goles. En la última década, cinco de los últimos seis Mundiales de la categoría Sub-17 han tenido al menos un semifinalista de África.

14. Representación asiática. Ninguna selección de Asia superó los cuartos de final y tan solo Irán se coló entre las ocho mejores selecciones del torneo, pero las sensaciones generales del fútbol asiático no han sido nada malas. Japón llevó a Inglaterra, que luego sería campeón, a los penaltis en octavos de final con el zurdo Takefusa Kubo como líder y como pieza más talentosa. Irak no pudo con Mali en unos octavos de final en los que partían con la desventaja de tener sancionado a su mejor futbolista: el punta Mohammed Dawood. El equipo asiático que mejor representó a su continente fue Irán, que alcanzó la ronda de cuartos, que dejó para el recuerdo una de las mejores actuaciones de todo el Mundial (su triunfo por 4-0 ante Alemania) y que nos descubrió al extremo derecho Younes Delfi como su mejor jugador.

15. Estados Unidos tiene cantera. Cuando eres los Estados Unidos y no clasificas a tu selección absoluta para el Mundial de Rusia, el año únicamente se puede calificar con un suspenso. Sin embargo, el 2017 también ofrece razones para la esperanza a EEUU en forma de jóvenes valores. Mientras que Christian Pulisic, del 98, ya es una realidad. La generación del 2000 ha tenido una buena carta de presentación en este Mundial Sub-17. En Estados Unidos ya se hacen cálculos sobre cuántos de estos juveniles pueden formar parte a medio plazo de la selección absoluta. Tienen un goleador como Josh Sargent, un mediapunta formidable como Andrew Carleton, extremos como Tim Weah y Ayo Akinola, un mediocentro como Chris Goslin o un central con gran salida de balón como Chris Durkin. El futuro de Estados Unidos en esto del fútbol no es precisamente el más oscuro.

16. Diego Lainez merecía llegar más lejos para seguir exhibiendo su zurda. A veces una gran individualidad no se ve acompañada por el resto del colectivo. Algo así sucedió con la México de Diego Lainez. Sus actuaciones transmitían que el zurdo, ya con presencia en el primer equipo del América, podría estar entre los mejores del campeonato si su selección hubiese llegado hasta las rondas finales. Sin embargo, México cayó en octavos de final y como bloque dejó muchas dudas. Lo natural es que el cambio de ritmo, el desequilibrio y la zurda de Lainez den mucho que hablar en los próximos años.

17. Generación del 2000. Uno disputó el Mundial Sub-17 completo, otro estuvo en su primera ronda y el tercero ni siquiera pudo asistir. Phil Foden, Jadon Sancho y Vinicius Junior: posiblemente los tres mayores talentos de esta generación del 2000.

Jadon sancho- Inglaterra sub17 MarcadorInt
Jadon Sancho fue el mejor jugador en el pasado Europeo Sub-17 de Croacia / Foto: Tomàs Martínez – MarcadorInt – todos los derechos reservados
Foto de portada: Tomàs Martínez – MarcadorInt – todos los derechos reservados

Related posts

3 comments

Sergio, cual seria tu convocatoria de 23 y tu once titular entre los jugadores britanicos de entre 16 y 22 años, imaginando que haces la convocatoria para la eurocopa 2024 y se han desarollado todos en base a su proyeccion actual (y suponiendo adecuadas oportunidades para progresar, ganando experiencia y con protagonismo en escenarios que les vayan correspendiendo a su talento, que es la cuestion critica para que la seleccion absoluta obtenga frutos de estas existosas generaciones de jovenes tan sucesivas).
Me interesa mucho.
Un saludo

Con la dificultad que conlleva y pudiendo olvidarme de algún nombre, me queda una lista así (todos los jugadores nacidos a partir de 1994):

Porteros: Jordan Pickford, Aaron Ramsdale y Angus Gunn.

Defensas: Trent Alexander-Arnold, Calum Chambers, John Stones, Joel Latibeaudiere, Joe Gomez, Rob Holding y Luke Shaw

Centrocampistas: Eric Dier, Dele Alli, Harry Winks, Tom Davies, Phil Foden, Mason Mount y George McEachran

Delanteros: Marcus Rashford, Raheem Sterling, Jadon Sancho, Ryan Sessegnon (lateral o extremo), Dominic Solanke y Tammy Abraham

Y se queda fuera por poco Hudson-Odoi, Calvert-Lewin y alguno más…

Deja un comentario

*