El plan de Petrakov

mr-petrakov Ucrania sub19 Marcadorint

En sus últimos días como redactor de MarcadorInt, Guillermo Valverde me escribió para ponerme sobre la pista de la selección rumana que estaba a punto de clasificarse para el Europeo sub-19. Un equipo atractivo, divertido, con buen trato de balón, que se exponía, con futbolistas de muy buen nivel. Especialmente en lo técnico. Era un equipo al que merecía la pena echar un vistazo, porque además tenía toda la pinta de clasificarse para el Europeo sub-19 al que iba a acudir en Finlandia en julio, y además la Federación Rumana había tenido la buena idea de retransmitir sus partidos en abierto a través de Youtube. Un 4-0 contra Serbia en la primera de las tres jornadas resultó particularmente impactante. Sin embargo, en la última fecha, esa desinhibida selección rumana se topó con Ucrania. Con un equipo rocoso, que se plantaba en un 5-4-1 granítico, que defendía bien y concedía pocos espacios. El empate clasificaba a Rumanía, que además se adelantó en el minuto 77. En ese momento, el autor del gol, Morutan, se quitó la camiseta para celebrar la diana, vio la segunda cartulina amarilla, dejó a su equipo con diez y Ucrania remontó. Como en el otro partido que había ganado, Ucrania marcó a balón parado en el descuento el gol de la victoria y adquirió el billete para disputar la fase final en Finlandia, donde derrotaría a Francia en los grupos para acabar cayendo en semifinales. Pero entonces, el día de la remontada ante Rumanía, parecía imposible imaginar que esa misma Ucrania se plantaría en unas semifinales del Mundial sub-20 de Polonia 2019.

Ucrania ha hecho historia en el Mundial sub-20. La selección dirigida por el veterano Oleksandr Petrakov ha garantizado la disputa de siete partidos en el torneo tras superar a Colombia en un partido que quedará grabado en la memoria del fútbol ucraniano. Ucrania nunca había jugado unas semifinales de un torneo FIFA -se quedó en los cuartos de final del Mundial 2006, cuando cayó precisamente ante Italia, su rival el próximo martes en Gdynia-, por lo que el éxito perpetrado en Polonia supone un hito para una generación de futbolistas ucranianos nacidos mayoritariamente en los años 1999 y 2000, con una excepción del 2001. Más todavía si tenemos en cuenta que una lesión de Mykolenko lo descartó de la convocatoria final para el Mundial sub-20, por lo que el joven central o lateral zurdo se pudo recuperar sin presión para disputar el partido ante Serbia de la clasificación para la Eurocopa 2020, y que Lunin se marchó antes del choque de cuartos para incorporarse a la absoluta de cara a los mencionados partidos clasificatorios.

Mykolenko es uno de los mejores jugadores ucranianos nacidos en 1999. No está jugando en el Mundial sub-20. Foto: MarcadorInt/T. Martínez (Todos los derechos reservados).
Mykolenko es uno de los mejores jugadores ucranianos nacidos en 1999. No está jugando en el Mundial sub-20. Foto: MarcadorInt/T. Martínez (Todos los derechos reservados).

Precisamente el partido ante Colombia describe a la perfección las virtudes -y algunas limitaciones- del cuadro ucraniano. Ordenado siempre alrededor de un 5-4-1 muy compacto en defensa, Ucrania no necesita tener la posesión del balón. Está cómodo en los partidos en los que cede la iniciativa al adversario y goza de espacios para desplegarse. Así Supriaha se convirtió en uno de los mejores futbolistas del Europeo sub-19 en Finlandia. La presencia de tres centrales arropa más al guardameta y uno del trío de la retaguardia tiene licencia para saltar a presionar o anticipar al rival que se mueva entre líneas para tapar cualquier resquicio entre la zaga y la espalda del doble pivote. En función de dónde se mueve la pelota, salta uno u otro central a por la posible recepción interior. Bondar y Popov, líderes de una defensa que no ha echado de menos a Mykolenko en el Mundial, también miden bien sus entradas. Popov es más poderoso en el juego aéreo y Bondar algo más protagonista con el balón en los pies, por lo que se complementan bien. El poderío aéreo de Popov, de hecho, se manifesta con frecuencia en ambas áreas: el central del Dynamo Kyiv ha marcado tres goles en acciones de estrategia a lo largo del Mundial.

Ucrania sub20 - Football tactics and formations
Once tipo de Ucrania sub-20 en el Mundial de Polonia.

Para desplegarse en ataque, los carrileros resultan fundamentales. Korniienko en la izquierda y especialmente Konoplia en la derecha aportan profundidad por los flancos. Repiten esfuerzos, sacan la pelota jugada en ocasiones y forman una de las sociedades más productivas del elenco ucraniano con los dos mediapuntas que se mueven por el carril central por detrás del delantero centro. Buletsa en la izquierda y Tsitaishvili (o Kashchuk) en la derecha son futbolistas de calidad, que piden la pelota al pie y juegan a pierna cambiada para explotar la diagonal hacia dentro y un posible disparo a portería. Manejan bien los tiempos con la posesión y suelen esperar el momento oportuno para soltar el pase al carrilero que les dobla por fuera. Son los dos futbolistas más desequilibrantes del cuadro ucraniano, los verdaderos agitadores y generadores de ocasiones de gol. Además, Konoplia también ha demostrado cierta sensibilidad en la entrega de pases interiores. No solo centra cuando pisa la línea de fondo, sino que suele levantar la cabeza, ubica a sus compañeros y en ocasiones filtra pases más complejos.

buletsa-protege Thierry Correia Ucrania sub19 Marcadorint
Buletsa es uno de los jugadores más creativos de Ucrania. Foto: MarcadorInt/T. Martínez (Todos los derechos reservados).

La identidad del delantero centro es uno de los pocos matices que ha cambiado de Ucrania respecto al Europeo sub-19. Además de la seguridad que ha aportado Lunin en la fase de grupos y en los octavos de final, el mal estado de forma de Supriaha ha propiciado un cambio en la punta de lanza ucraniana. Supriaha no ha disfrutado de una buena temporada de debut en el Dynamo Kyiv y algunos escenarios de la fase de grupos requerían a Ucrania un mayor dominio de la posesión ante rivales que le pudieran ceder la iniciativa. Para mejorar al equipo en esa faceta, Danylo Sikan ha resultado ser un complemento ideal. El delantero centro propiedad del Shakhtar, el único miembro de la plantilla nacido en el año 2001, ha marcado cuatro goles en los últimos tres partidos. Se trata de un futbolista distinto a Supriaha, más corpulento, con mejor juego de espaldas y mayor capacidad para descolgar balones largos. Activa la opción del juego directo para ganar metros, y sobre todo permite combinar con Buletsa y Tsitaishvili, dejarles balones de cara para luego cargar la zona de remate, donde ha exhibido un notable olfato goleador. Ucrania lo necesitará para batir a Italia, una selección con la que comparte rasgos de identidad, que se construye a partir de su defensa y que no necesita la iniciativa para ganar. Algo tendrá pensado Petrakov, el arquitecto de la mejor Ucrania de la historia en una fase final de un torneo FIFA.

Apoya los contenidos en MarcadorInt y conviértete en un mecenas del proyecto a través de Patreon. Puedes apuntarte aquí.

agagag
Supriaha (11) ha perdido algo de protagonismo en la selección ucraniana. Foto: MarcadorInt/T. Martínez (Todos los derechos reservados).
Foto de portada: MarcadorInt/T. Martínez (Todos los derechos reservados).

Related posts

1 comments

Deja un comentario

*