10 alicientes a seguir este fin de semana

General view of the stadium ahead of the Ligue 1 match at Stade Louis II, Fontvieille
Picture by Ian Wadkins/Focus Images Ltd +44 7877 568959
21/02/2014

Duelo de altura en el BayArena

Bayer Leverkusen – Wolfsburgo (sábado, 15:30)

Tras haber roto su racha de cuatro partidos sin ganar en Bundesliga a costa del Borussia Dortmund, el Bayer Leverkusen de Peter Bosz se enfrenta hoy al Wolfsburgo, que finalizaría la jornada en posiciones Champions si obtiene la victoria. Los lobos cumplieron entre semana y doblegaron al Mainz fuera de casa, con lo que mantienen muy viva su candidatura a jugar la Champions, competición que no pisan desde aquella eliminatoria de cuartos de final de 2016 ante el Real Madrid. A pesar de los cuatro partidos que estuvo sin ganar tras la derrota ante el Bayern del mes pasado -partido en que hizo méritos para puntuar y al que llegaba como líder-, el Leverkusen es uno de los equipos más atractivos de la Bundesliga: es un elenco con muchos recursos y que, si bien tiene la organización alrededor del balón y la presión alta como sus dos principios innegociables, Peter Bosz también está trabajando para restarle ingenuidad al equipo, que el año pasado perdió en las últimas jornadas la posibilidad de entrar en Champions. Este año no quieren que ese desenlace se repita y partidos así son importantes. Peter Bosz ha tenido en las últimas fechas la gran noticia del regreso tras lesión de Aránguiz, futbolista fundamental que no tardará en desbancar del once a un fiable Julian Baumgartlinger. Leon Bailey y Moussa Diaby son verdaderos puñales en las bandas del Leverkusen y defenderles supondrá un reto para Ridle Baku y Paulo Otávio. El duelo también será una nueva oportunidad para gozar de Florian Wirtz, otro talentosísimo canterano del Bayer que con 18 años es ya indiscutible. Su pareja en el centro del campo es Nadiem Amiri, un jugador que en su segundo año está siendo fundamental para Bosz, debido a su talento en el pase, su visión de juego y su enorme trabajo de presión. Será interesante el duelo de estos dos interiores contra la pareja de mediocentros del Wolfsburgo, formada por Xaver Schlager y Max Arnold. Ninguno de los dos es una figura eminentemente defensiva, pero su compenetración es máxima y saben compensarse mutuamente. Son contundentes en la presión -de hecho, ambos llegan al partido a una amarilla de cumplir ciclo- y tienen virtudes complementarias: mientras Arnold es un mejor pasador, distribuidor y proveedor de últimos pases, Schlager destaca más por su buena llegada. Con sus 12 goles en 17 jornadas, Wout Weghorst sigue consolidándose como uno de los mejores arietes de la Bundesliga, donde suma 45 goles en 83 partidos desde su llegada al Wolfsburg en 2018. Brekalo, que no está en la mejor forma, podría perder su sitio en el once en favor de Max Philipp. En el caso del Leverkusen, acumula varias bajas: Santiago Arias, Sven Bender, Exequiel Palacios, Mitchell Weiser o el adolescente Emrehan Gedikli se lo pierden por diferentes lesiones. J.N.

Contenido relacionado: Florian Wirtz: la gran aparición

El Crawley quiere seguir haciendo historia

Bournemouth – Crawley (sábado, 16:00)

El Crawley Town quiere seguir haciendo historia. El equipo entrenado por John Yems visita este fin de semana al Bournemouth en la cuarta ronda (1/16 de final) de la FA Cup. Y esto quiere decir que si el Crawley derrota a los Cherries en esta eliminatoria, como ya ha hecho con el Torquay (5-6), el Wimbledon (1-2) y el Leeds United (3-0) en las tres anteriores, igualará su mejor registro en toda la historia en esta competición. El Crawley es noveno en la League Two, dos puntos por debajo de los playoffs de ascenso a la League One, en una competición en la que Cambridge United, Newport y Carlisle conseguirían su ascenso directo para la próxima temporada si las cosas acabasen tal y como están ahora mismo, y llega en una buena dinámica a esta nueva eliminatoria de la FA Cup. Los chicos de John Yems han ganado los dos partidos que han disputado en este inicio del año 2021 y no conocen la derrota desde el pasado mes de noviembre, cuando cayeron ante Grimsby y Carlisle en menos de una semana. En el Bournemouth de Jason Tindall hay viejos conocidos de la Premier League, como es el caso de Joshua King, Dominic Solanke, Asmir Begovic y Steve Cook, además de Jack Wilshere, que ha llegado esta misma semana al equipo fichado en el mercado de invierno. También hay españoles como Diego Rico o Rodrigo Riquelme. El equipo de Tindall es sexto ahora mismo en la Championship, es decir, en puestos de playoffs de ascenso a la Premier, en una zona de la clasificación apretadísima por la poca distancia que hay entre el Swansea, segundo (con 46 puntos), y el propio Bournemouth, sexto (con 42). El propio Wilshere, a sus 29 años, podría volver a jugar este fin de semana con los Cherries después de redebutar con esta camiseta el pasado martes ante el Derby County. Jack Wilshere ya estuvo en las filas del Bounemouth en la temporada 2016-17, cedido por el Arsenal, y disputo 27 encuentros con el equipo disputando todavía la Premier League. A.B.

El Real Madrid llega muy tocado tras su eliminación en la Copa del Rey. Foto: Cristian Trujillo/Focus Images Ltd
Zidane no viajará con el equipo tras confirmarse su positivo en Covid-19. Foto: Cristian Trujillo/Focus Images Ltd

La situación empieza a ser agobiante

Deportivo Alavés – Real Madrid (sábado, 21:00)

Los dos equipos llegan con todas las alarmas disparadas. El Real Madrid visita Vitoria este fin de semana después de caer en la Copa del Rey ante el Alcoyano, lo que ha provocado que el equipo solo haya sumado una victoria (ante el Celta de Vigo) en sus últimos cuatro partidos oficiales, mientras que el Deportivo Alavés no conoce aún el triunfo desde el regreso de Abelardo Fernández a Mendizorroza. El técnico asturiano se estrenó en el banquillo babazorro con una contundente derrota en la Copa ante el Almería (5-0) y en Liga llega de caer en casa ante el Sevilla (1-2). Los dos equipos, cada uno por lo suyo, se encuentran muy necesitados de volver a sumar cuanto antes, aunque evidentemente la situación del Deportivo Alavés, 17º, solo un punto por encima del descenso (y por encima del Elche, que cuenta con dos partidos menos), es muy peligrosa. Rubén Duarte, el lateral izquierdo del Deportivo Alavés, reconoció tras la derrota de su equipo ante el Sevilla que el fútbol les “está dando la espalda”, y para revertir esta situación el club vitoriano ha vuelto a confiar en los servicios de Abelardo, que ya realizó un gran trabajo para el equipo entre 2017 y 2019. El propio Deportivo Alavés podría recuperar esta jornada a Lucas Pérez, que se ha perdido los últimos cuatro partidos del equipo por unas molestias en su tobillo. En el Real Madrid hay varias bajas confirmadas para este partido. Empezando por el propio Zinedine Zidane, contagiado por coronavirus, siguiendo por Martin Odegaard, que se marchará cedido al Arsenal, y rematando con los lesionados Sergio Ramos, Dani Carvajal (que sí se ha entrenado este viernes, pero el club prefiere no forzar), Fede Valverde y Rodrygo Goes. Nacho Fernández, por otro lado, continúa aislado tras su contacto con un positivo. A.B.

Contenido relacionado: Cristian Romero es un tipo duro

Un punto separa al Milan de ser campeón de invierno

AC Milan – Atalanta (sábado, 18:00)

El último Scudetto no ganado por la Juve fue para el Milan en 2011 y, al igual que en ese curso, el cuadro rossonero quiere terminar la primera vuelta como líder. Con las llegadas de Mario Mandžukić, Fikayo Tomori y Soualiho Meïté, el Milan ha reforzado todas sus líneas -y ha sumado algún perfil díscolo más, para qué negarlo- de cara a una segunda vuelta donde el gran reto será mantener la fiabilidad de la primera. Los rossoneri doblegaron el lunes al Cagliari con un doblete de Ibrahimović en su retorno al equipo tras un mes y medio de baja y, si ganan hoy, habrán sumado 6 puntos más que en 2011 tras las primeras 19 jornadas. Dicho esto, Atalanta no es el rival ideal para dar los tres puntos por seguros, por mucho que venga de dos empates seguidos ante rivales inferiores como Genoa y Udinese. Aún sin la posibilidad de dar entrada a Pašalić para rotar a De Roon y Freuler, Gasperini debería sacar un once con unas líneas maestras similares a las de las últimas semanas, en las que la Dea ha aprendido a vivir sin el Papu Gómez. Un Papu que, dicho sea de paso, parece estar cerca del Sevilla. Con buen criterio, Atalanta no ha querido venderle a un rival directo. La marcha del argentino ha dado paso a Matteo Pessina, que está jugando con naturalidad por detrás de la pareja de delanteros, donde Iličić es fijo y Zapata casi fijo, debido a la brutal competencia que ofrece Muriel, que lleva un loquísimo promedio de 1 gol cada 49 minutos en Serie A. Por su lado, Stefano Pioli tiene sensaciones encontradas de cara a este partido, con las bajas de Romagnoli y Saelemaekers y los retornos tras Covid-19 de Theo Hernández, Ante Rebić y Rade Krunić. Con Tomori recién llegado y Kjaer tocado, Kalulu es el acompañante esperado para Mateo Musacchio, mientras que Samu Castillejo puede ocupar esa banda derecha algo huérfana ante la baja de Saelemaekers. Con Çalhanoglu y Bennacer también fuera, Brahim podrá volver a formar su buena sociedad con Zlatan y Tonali seguirá cogiendo cuerpo en este Milan que aspira a campeón. El competitivo equipo de Pioli se enfrenta una Dea tan maravillosamente loca como peligrosa, en un duelo absolutamente imperdible. J.N.

Zlatan Ibrahimovic, a sus 39 años, está siendo letal en la Serie A. Foto: Alex Burstow/Focus Images Ltd
Zlatan Ibrahimovic, a sus 39 años, está siendo letal en la Serie A. Foto: Alex Burstow/Focus Images Ltd

Una final con doble sabor argentino

Lanús – Defensa y Justicia (sábado, 21:00)

El Estadio Mario Alberto Kempes de Córdoba acogerá la final de la Copa Sudamericana entre Lanús y Defensa y Justicia. Será el quinto enfrentamiento entre estos dos clubes en toda la historia. En el pasado, Lanús y Defensa y Justicia se vieron las caras en la antigua Primera B, en la B Nacional, en Primera División, entre la Liga y la Copa Diego Maradona, pero nunca antes en una competición internacional como lo es esta Copa Sudamericana. Lanús llega de aplastar en semifinales a Vélez, otro equipo argentino, por un global de cuatro a cero a su favor, mientras que Defensa y Justicia, el equipo que actualmente dirige el mítico Hernán Crespo, derrotó a Coquimbo por cuatro goles a dos. El escenario del partido ha sido observado con lupa desde que fue designado como el estadio encargado de albergar esta final. Desde entonces, el Mario Alberto Kempes de Córdoba ha experimentado varias remodelaciones en diferentes sectores de su infraestructura y pese a que la pandemia del coronavirus no va a permitir que haya público en sus gradas, se han colocado dos pantallas led en cada fondo y se ha trabajado en los vestuarios y las cabinas de prensa. Todo para que no se vuelva a repetir una imagen tan negativa de este mismo escenario como en 2016, en la final de la Copa Argentina entre River Plate y Rosario Central. El partido no tendrá aficionados en sus gradas, pero aun así la competición ha acreditado la presencia de 2.500 personas (entre futbolistas, cuerpos técnicos, seguridad, prensa y otros empleados) en esta final. El partido se disputará este sábado a las 21:00 horas de la noche (horario peninsular español) y será la segunda final en toda la historia de la Copa Sudamericana para Lanús (la última fue en el año 2013) y la primera final internacional para Defensa y Justicia, que hasta ahora lo más lejos que había llegado en esta competición eran los cuartos de final (en 2018). Curiosamente, los dos equipos llegan en un momento de forma muy parecido: Lanús ha ganado cinco de sus últimos 10 partidos, con tres empates y dos derrotados, mientras que Defensa y Justicia ha ganado seis, ha empatado tres y ha perdido uno (de sus últimos diez). El ganador, además, se clasificará directamente a la fase de grupos de la Libertadores. A.B.

Contenido relacionado: Curtis Jones en la fábrica de Klopp

Los dos polos de la Bundesliga

Schalke 04 – Bayern Múnich (domingo, 15:30)

Líder y colista de la Bundesliga se miden este domingo en el Veltins-Arena de Gelsenkirchen. El Bayern de Hans-Dieter Flick, líder en solitario de la competición, visita esta jornada a un Schalke 04 tocado gravemente en la última posición de la clasificación. El equipo minero llega de sufrir una derrota dolorosísima el pasado miércoles en su estadio ante el Colonia en un duelo directo por escapar del descenso. Más que por la derrota en sí, la 12º del Schalke 04 en 17 jornadas, lo más duro para los chicos de Christian Gross fue la forma. El Schalke cayó en el tiempo de descuento ante el Colonia en un encuentro en el que fue claramente superior en la segunda parte. Sin embargo, el equipo no consiguió cerrar el partido cuando debía haberlo hecho y el destino volvió a ser muy duro con ellos. Klaas-Jan Huntelaar podría empezar el partido desde el banquillo tras confirmarse su regreso a Gelsenkirchen procedente del Ajax, porque lo cierto es que se esperan pocos cambios en el once titular de Christian Gross, toda vez que futbolistas de la primera plantilla como Nabil Bentaleb, Gonçalo Paciencia o Steven Skrzybski siguen estando indisponibles. En el once titular del Bayern Múnich sí podría haber algunos cambios. Jugadores como Niklas Süle o Leroy Sané cuentan con muchas papeletas para arrancar el encuentro desde el inicio, aunque el núcleo duro del equipo, es decir, los Robert Lewandowski, Thomas Müller y compañía, seguirá siendo bastante reconocible. Este domingo en el Veltins-Arena también estará Joshua Kimmich, ya completamente recuperado de la lesión en su rodilla que sufrió en un choque ante Erling Braut Haaland, y antiguos exfutbolistas del Schalke 04 como Manuel Neuer o Leon Goretzka. Todo ello en una semana en la que se ha vuelto a especular mucho con el futuro de David Alaba. El austriaco, que acaba su contrato con el Bayern el próximo mes de junio, parece muy cerca de continuar su carrera la próxima temporada en el Real Madrid. Una situación que no impedirá que Alaba siga siendo el central izquierdo titular hasta final de curso. A.B.

El Manchester United de Solskjaer ha encontrado estabilidad en sus resultados. Foto: Simon Moore/Focus Images Ltd
El Manchester United ha encontrado estabilidad en sus resultados. Foto: Simon Moore/Focus Images Ltd

Rivales otra vez siete días después

Manchester United – Liverpool (domingo, 18:00)

Manchester United y Liverpool volverán a verse las caras por segunda vez en una semana. El cuadro de Ole Gunnar Solskjaer visitó Anfield el fin de semana pasado en un encuentro que acabó en empate a cero, y ahora serán los chicos de Jürgen Klopp los que visiten Old Trafford para medirse al Manchester United en la ronda de 1/16 de la FA Cup. El ganador de esta eliminatoria se enfrentará en octavos de final al vencedor del cruce entre West Ham y Doncaster. Con los partidos ante Sheffield United y Arsenal a la vuelta de la esquina en la Premier, el United recibe este fin de semana al Liverpool con la duda de Victor Lindelöf en el centro de su defensa. El central sueco ya se perdió el último partido ante el Fulham por un problema en su espalda, y Solskjaer tampoco podrá contar para este encuentro con Brandon Williams y Phil Jones, ambos por lesión. En el caso del Liverpool, Jürgen Klopp no podrá echar mano evidentemente de Virgil Van Dijk y Joe Gomez, ya que ambos continúan recuperándose de sus largas lesiones, ni tampoco de Diogo Jota, que lleva ya varias semanas de baja por un problema físico. Los dos equipos se han enfrentado en un total de 205 ocasiones, de las cuales, los red devils han ganado 80, el Liverpool se ha impuesto en 67 y ha habido 58 empates. El último, el domingo pasado en Anfield. Curiosamente, el propio Liverpool es el rival al que más veces se ha enfrentado el Manchester United en la FA Cup. En este torneo copero, los dos equipos se han visto las caras 17 veces, y también aquí el equipo de Manchester se ha impuesto al de Liverpool: nueve victorias, cuatro empates y cuatro triunfos para el cuadro ahora entrenado por Jürgen Klopp. El Liverpool derrotó a principios de este mes de enero al Aston Villa, precisamente en la ronda previa a este enfrentamiento en la propia FA Cup, pero el momento que atraviesa el equipo no es bueno en cuanto a los resultados: la última victoria de los reds en la Premier League data del pasado 19 de diciembre, en Selhurst Park, ante el Palace, y este mismo jueves cayó derrotado en casa ante el Burnley, rompiendo así con una racha de 68 partidos como local sin perder. El Liverpool ha cosechado tres empates y dos derrotas en sus últimas cinco jornadas. A.B.

Contenido relacionado: Scott McTominay en la sombra

Dos dinámicas muy diferentes en la Ligue 1

AS Mónaco – Olympique de Marsella (sábado, 21:00)

El AS Mónaco de Niko Kovac ha empezado el nuevo año de la mejor manera posible con tres victorias en los tres partidos que ha disputado en este mes de enero. Ante Angers, Lorient y Montepellier el cuadro monegasco ha hecho un nueve de nueve que, sumado a la victoria y el empate con los que acabó el año 2020, ha afianzado al equipo en los puestos europeos. El Mónaco es actualmente cuarto en la Ligue 1, empatado a puntos con el Stade Rennais, quinto, y cuatro por encima (aunque con una jornada más, eso sí) que su rival de este fin de semana, el Olympique de Marsella de André Villas-Boas. La racha del OM, en cambio, no es para tirar cohetes: dejando a un lado la derrota en la Supercopa francesa ante el PSG, el Marsella solo ha ganado una de sus últimas siete jornadas. La dinámica, por tanto, es más bien negativa: con dos empates y cuatro derrotas durante este tiempo. Y no mucho más positivos son sus resultados esta temporada en el Vélodrome, donde el equipo solo ha ganado cuatro de las 10 jornadas de Ligue 1 que ha disputado hasta el momento. El Mónaco anunció este jueves la incorporación del joven Krépin Diatta (21 años), procedente del Brujas, un fichaje con muy buena pinta porque eleva considerablemente el potencial ofensivo de este equipo, aunque el senegalés, recién aterrizado en el Principado, evidentemente no será titular esta jornada. Diatta, autor de nueve goles en 19 jornada de la Jupiler Pro League esta temporada con el Brujas, llega al Mónaco a cambio de 16 millones de euros; un desembolso considerable para los tiempos que corren. Este mismo jueves también el Marsella anunció la incorporación del polaco Arkadiusz Milik, que deja el Nápoles para fichar por el equipo de Villas-Boas; aunque tampoco se espera que tenga minutos este sábado. Para este partido, Kovac podrá volver a contar con Aleksandr Golovin y Benjamin Locomte, recuperados de sus lesiones, mientras que Cesc Fàbregas continúa recuperándose de la suya. En el caso del Marsella, Jordan Amavi y Boubacar Kamara se quedan fuera nuevamente por lesión. A.B.

Mónaco y Olympique de Marsella pelearán por entrar en Europa. Foto: Paul Chesterton/Focus Images Ltd
Mónaco y Olympique de Marsella pelearán por entrar en Europa. Foto: Paul Chesterton/Focus Images Ltd

Mucho talento joven en este partidazo

Feyenoord – AZ Alkmaar (domingo, 16:45)

El Feyenoord-AZ de este fin de semana en la Eredivisie es un pulso de tú a tú entre dos de los aspirantes a entrar en Europa la próxima temporada. Feyenoord y AZ, con 17 jornadas cada uno ya disputadas, son cuarto y quinto respectivamente en la liga neerlandesa, distanciados únicamente por un punto a favor de los de Dick Advocaat. Los dos llegan de jugar en Copa el pasado miércoles, aunque el resultado no fue el mismo para ambos. El Feyenoord se clasificó a la siguiente ronda de la KNVB Beker tras remontar en su estadio al Heracles por tres goles a dos, mientras que el AZ cayó en casa ante el Ajax con un solitario gol de Zakaria Labyad. Para los de Dick Advocaat, el regreso de su lesión del colombiano Luis Fernando Sinisterra ha sido muy positivo. El atacante del Feyenoord ha hecho dos goles en sus últimos tres partidos y además asistió en el segundo tanto de su equipo en este duelo copero ante el Heracles. Los dos equipos, eso sí, llegan con bajas importantes a este partido. Justin Bijlow, Joao Teixeira y Robert Bozenik, por parte del Feyenoord, se perderán este encuentro por lesión, mientras que Dani de Wit y Jonas Svensson, en el caso del AZ Alkmaar, se han quedado fuera de la convocatoria de Pascal Jansen por la misma razón. Aun así, el partido será un buen escaparate para ver a algunos de los mejores talentos jóvenes del continente, como Miron Boadu, Teun Koopmeiners, Calvin Stengs, Tyrell Malacia, Marcos Senesi o el propio Luis Sinisterra. El Feyenoord querrá seguir extendiendo su buena racha como local en la Eredivisie, pues lleva 17 partidos invicto en su estadio, mientras que el AZ Alkmaar tratará de hacer lo propio con su buena dinámica fuera de casa: lleva 10 jornadas como visitante sin conocer la derrota. El mítico estadio de De Kuip acogerá este domingo uno de los duelos más atractivos del fin de semana en toda Europa. No será por alicientes. A.B.

Mal momento para visitar el estadio del líder

Atlético de Madrid – Valencia CF (domingo, 21:00)

El Atlético va lanzado a por la Liga. Con el triunfo de este jueves en Ipurua (1-2), el cuadro rojiblanco ya aventaja en siete puntos a su perseguidor más cercano, el Real Madrid, con un partido menos que los de Zinedine Zidane y que el Barcelona, tercero, a una distancia de diez puntos. El ritmo de puntuación de los de Diego Pablo Simeone está siendo excelso, con 44 puntos en 17 jornadas, y un balance de 33 goles a favor y solo siete en contra. En el Atlético de Madrid insisten todas las semanas en el mensaje de ir partido a partido, así que el de este domingo es el más importante para los de Diego Pablo Simeone. De cara a la visita valencianista al Wanda Metropolitano, el equipo colchonero recupera a Koke, ausente ante el Eibar por acumulación de amonestaciones, y también podría reaparecer Héctor Herrera, aunque el mexicano seguramente arranque este choque desde el banquillo. La situación del Valencia no deja de ser preocupante. El equipo, 14º, está solo tres puntos por encima del farolillo rojo (que lo marca el Elche, con dos jornadas aún por disputar), y por ello mismo los de Javi Gracia no tienen mayor margen de error. El Valencia, que se medirá el próximo miércoles en el Sánchez-Pizjuán al Sevilla en los octavos de final de la Copa del Rey, visita al líder de la Liga después de cerrar esta misma semana su peor primera vuelta desde que el campeonato se juega a tres puntos (año 1995). 20 puntos en 19 jornadas es un bagaje muy pobre, evidentemente, y curiosamente este registro sustituye a otro con el grupo Meriton también en el cargo; fue en la 2016-17 y casualmente, o no, cuatro de las siete peores primeras vueltas del club che en toda su historia han coincidido desde la llegada de Meriton. Daniel Wass se perderá este partido por sanción y el serbio Uros Racic no se entrenó este viernes, a dos días del encuentro, por un golpe en la rodilla por el que es seria duda. A.B.

Apoya los contenidos en MarcadorInt y conviértete en un mecenas del proyecto a través de Patreon. Puedes apuntarte aquí.

Textos de Jaume Naveira (J.N.) y Adrián Blanco (A.B.). Foto de portada: Ian Wadkins/Focus Images Ltd.

Related posts

Deja un comentario

*