7×12 Morning Show

Argentina fans with a flag with Maradona's face on it react to the first goal being scored at the FIFA Fan Fest, Copacabana beach, Rio de Janeiro, during the Argentina v Belgium World Cup quarter final match which was shown on big screens.
Picture by Andrew Tobin/Focus Images Ltd +44 7710 761829
05/07/2014

¿Tuvo problemas Rulo en Kiev para volver a España con su PCR? Sus peripecias ocupan la primera parte del podcast antes de que Axel llame a José Antonio, uno de los oyentes más activos en los comentarios de la web y una persona muy relacionada con el fútbol de barrio y totalmente contraria al proyecto Superliga. Los recuerdos de Maradona y el desenlace de la liga bielorrusa cierran el episodio.

Si te ha gustado, no olvides suscribirte a nuestro canal en iVoox y darle a Me Gusta al propio podcast. ¡Contribuirás a que podamos seguir realizándolos! Ahora también puedes escucharlo en Spotify.

Apoya los contenidos en MarcadorInt y conviértete en un mecenas del proyecto a través de Patreon. Puedes apuntarte aquí.

Foto de portada: Andrew Tobin/Focus Images Ltd.

Related posts

8 comments

Escribo por aquí para darle tráfico a la web. Me ha encantado el podcast. Para empezar buchito en Sevilla lo dice todo el mundo, es cantidad pequeña de líquido en la boca, todo el mundo lo dice (o buche) Con respecto a la UEFA de Maradona, supongo que lo sabréis pero el famoso calentamiento con la canción de Life is Life fue en Múnich en las semifinales del 89. Por último, vaya crack José Antonio.,más tablas que una carpintería. Saludos y gran Morning

Como cada semana, muy interesante el podcast sobre todo la parte centrada en la Superliga.
Creo que en algunas cosas se desvía mucho el tino y es incuestionable que en una situación de hipótesis es más fácil ser idealista. Pero yo también trabajo en fútbol base y mi aspiración es hacer crecer al club donde estoy hasta lo máximo posible. Y esa aspiración te llevaría a encontrar legítimamente fuentes de financiación de todo tipo. Indiscutiblemente no hablo de vender el alma a un inversor extranjero como a los que todos se nos vienen a la mente pero si a estudiar cada paso y cada momento con decisión.
Respecto a la dicotomía con el deporte americano creo que el tiro sigue desviado puesto que es muy muy abstracta la comparación tanto en el modelo de negocio como a la concepción del deporte dentro de la sociedad. Tanto a la práctica como a la explotación.
Al final, lo que todo aficionado al fútbol ve en la Superliga se resume en la máxima de que cuando lo Extraordinario pasa a Ordinario pierde todo su valor. Ya nos pasó en España cuando en la era Pep vs Mou había 7 Barça-Madrid en una temporada. Terminaron por dejar de ser interesantes. Pues lo mismo va a pasar con los duelos entre Juventus y Liverpool o Madrid y PSG. Es en el valor de la excepcionalidad de los cruces donde reside la magia de la Champions. Y se empeñan en destrozarla con la teoría de que esos partidos generarán máximas audiencias perpetuas. Las generan ahora porque ocurren de forma esporádica, y la perderán cuando sean rutina.

Buenas Axel y Rulo:

Con respecto a la Superliga decir que los dueños americanos de los equipos ingleses, Florentino y cia son unos jetas. De la NBA se quedan con que la liga sea cerrada pero se olvidan de que el fomento de la igualdad es un pilar fundamental de esa competición. En la NBA se reparten por igual entre todos los equipos los derechos televisivos y sobre todo existe el draft, en el que cada año los equipos no clasificados a los playoff eligen a los mejores jugadores que van a entrar a la liga, cuanto peor hayas quedado mas opciones tienes de optar a mejores jugadores. Debido a este sistema los Lakers, los actuales campeones, los seis años anteriores no se clasificaron a los playoff y los Celtics, el equipo con mas títulos de la historia junto a los Lakers, también estuvieron a finales de los 90 seis años sin playoff.

En cuanto a la previsibilidad creo que es inevitable en el fútbol en determinados contextos. En la Champions la solución sería que desde el primer momento fuesen eliminatorias, como antes, pero eso es imposible a día de hoy ya que hay que hacer caja. El único motivo para crear la fase de grupos fue aumentar los ingresos. La propia Champions es la que ha disparado la desigualdad, los equipos partidarios de la Superliga son precisamente los que se han beneficiado de esta competición todos estos años para aumentar su distancia con respecto a los demás. Pero para Florentino, Agnelli y demás esto no es suficiente, su egoísmo no tiene límites y lo quieren TODO para ellos.

Cambiando de tema y para finalizar mi parrafada no entiendo que cambie todo y que se mantenga el valor doble de los goles en campo contrario en las eliminatorias de las competiciones europeas. Una regla que ha perdido su sentido, que condiciona absurdamente los planteamientos de los partidos de ida, que fomenta el conservadurismo y que no aporta nada al espectáculo.

Un saludo.

El Vicepresidente del Candor también es oyente del Morning. Dice que le da igual de qué habléis, incluso si no lo hacéis de fútbol, pero os escucha. Está claro que la química que tenéis entre vosotros es espectacular y es un privilegio que la compartáis con los oyentes a través del podcast. Como un privilegio ha sido participar en uno. Es como para ponerlo en el currículo: “Participé en un Morning”.

Agradecido a los que habéis valorado positivamente mi intervención. Lo que más me agrada es que el tema interese y cree debate. La Superliga es la punta de un iceberg que conlleva muchas más cosas y tiene muchas más implicaciones que la simple creación de una competición profesional nueva. Lo que más me frustra es que vaya a quedarse aquí, en MI. El debate sobre la nueva organización del fútbol no trasciende a otros foros, ni de medios de comunicación, ni federativos, ni en asociaciones de clubes… Al menos no en profundidad. Todo el mundo está muy centrado en la pequeña parcela que tiene que defender y falta (hay ausencia total) de visión de conjunto. Por eso poder escribir aquí es un desahogo, aunque sea como lanzar al mar un mensaje en una botella.

Escuchando el programa se me vienen a la cabeza muchas cosas. Por decir alguna que, aunque no comparta la idea de Raúl de volver atrás en las organización de las competiciones europeas, pero recuperando su espíritu, sí he pensado siempre que hicieron mal fusionando la Recopa con la Copa UEFA. Debieron hacerlo con la Champions, a la que sólo deberían acceder los campeones de liga y copa. Por otro lado las federaciones deberían reflexionar sobre por qué sus organizaciones están en crisis tanto por la cúspide, como a niveles medios y de base. Cómo unas instituciones omnipotentes y con el apoyo gubernamental a todos los niveles, pueden perder terreno tan fácilmente ante la profusión de la creación de nuevas ligas profesionales.

El debate está ahí: El modelo de clubes (clubes deportivos o Sociedades Anónimas), la organización de la pirámide del fútbol, las competencias entre federaciones y ligas profesionales, las competiciones de selecciones, las similitudes con lo que ocurre en el deporte estadounidense y la posibilidad de que su cultura deportiva colonice a la europea… ¿Pero cuánto durará el debate? En EEUU pocos cuestionan ese modelo y menos aún a nivel mediático. Por ahora los promotores de la superliga no exponen ningún relato para convencer a la opinión pública de su idoneidad (salvo Bartomeu), por no exponer, es que ni reconocen los preparativos de la misma, un hecho muy significativo. Pero cuando lo hagan seguro que les sobrarán las razones y los argumentos. Habrá una legión de medios alineados con ellos, todo un entramado empresarial. Quién ose criticar a la Superliga no tendrá ni entrevistas, ni acreditaciones, ni derechos… Estará apartado definitivamente del fútbol de élite. ¿Se podrá criticar entonces a la Superliga en algún medio? Espero que en MI sí…

Muy interesante la intervención de José Antonio. Aunque habría que puntualizar alguna de las ideas expuestas en programa.
Con la muerte de Maradona (DEP) se han sucedido los mensajes de recuerdo con nostalgia al fútbol de los 90. Al pasarse muchas imágenes de entonces, he leído un montón de comentarios del tipo “esto si era fútbol” etc. Me llama la atención que no hubiera más reflexiones como “menudas patadas que le daban a Diego”. Digo esto, al hilo de la reflexión de Raúl sobre que echa de menos el fútbol de entonces. Os aclaro que la mente cuando recuerda no realiza un ejercicio de reproducción, sino de RECONSTRUCCIÓN. En mi opinión, estáis idealizando claramente el futbol de esa época. Las patadas salvajes de entonces y las simulaciones (con las que el denostado VAR está acabando, por cierto) eran algo habitual. Pero, sobre todo, no paséis por alto nunca la reflexión de Axel del otro día sobre que en la Copa de Europa de los 90 no estaban representadas TODAS las federaciones, ni siquiera en rondas previas. Es algo muy a tener en cuenta sobre la igualdad del fútbol.
En cuanto al tema de la comparativa del baloncesto, no soy ningún experto, pero apoyo lo dicho por varios oyentes (Aliens especialmente) sobre que sería interesante que alguien que conociera el tema en profundidad arrojara algo de luz sobre el asunto. No podemos exigir respeto por el modelo tradicional y criticar el modelo americano de manera gruesa y sin entrar en detalle. El oyente Albcn señalaba en Ivoox que el desarrollo de los jóvenes en USA, al encontrarse en institutos y universidades, se encuentra en manos de profesionales de la educación. No me parece una reflexión baladí, de hecho, me parece una idea de base importantísima y que debería llevar a replantearnos ciertos prejuicios. Lo que no quita para que el sistema de ascensos y descensos, o el “no sistema”, mejor dicho, me parezca aberrante. Si no existe interconexión entre todas las categorías se pierde la esencia del deporte, para mi mentalidad europea por lo menos.
Y es la conexión entre divisiones, y la posibilidad de que un equipo de la regional andaluza pueda jugar la final de la Champions, el punto clave de la Superliga. ¿Pero esto es de verdad? Puesto que, no nos engañemos, la Champions League actual cada vez es más Superliga. Según leí hace poco, en los últimos años, Atletico de Madrid, Barcelona, Real Madrid, Juventus, PSG, Bayern, City, Chelsea y Liverpool copaban el 78,7% de las eliminatorias a partir de cuartos de final. Colándose United, Roma, Oporto, Tottenham, Dortmund y Ajax en, casi, el porcentaje restante. Si añadimos al Redbull, tenemos 16 equipos que sabemos que van a ocupar, casi seguro, los octavos de final, y en más de 96% los cuartos de final. Quiero decir, que, aunque estemos en contra de la Superliga, igual tenemos que plantearnos que la Champions League actual y su reparto de premios, ya ha creado una Superliga. La cual, al dejar menos de un 4% para la sorpresa. A lo mejor tenemos que empezar a darle una vuelta. ¿Cuántas concesiones son válidas para frenar la Superliga? Para que haya unos equipos de la sección VIP, y luego un pelotón de ligas menores que al participar en Copa de Europa crean hegemonías en sus ligas, aunque en Europa tengan un papel secundario. ¿Cuál es el modelo contra esto? Decir que volver a lo anterior es muy bonito, pero es quimérico. Los clubes de la Eredivise acordaron repartir entre todos una parte de las primas que se reciben en las competiciones europeas. Ajax, PSV y Feyernoord votaron a favor, entendiendo que era más justo, y, sobre todo, que redundaba en una mayor competitividad en su liga y, por ende, del nivel de está.
¿Pero es correcto esto? ¿Es correcto que los clubes que quedan últimos en la liga holandesa se les premie con dinero de las competiciones internaciones? ¿Es más justo premiar al que lo hace bien, pero crear una élite de clubes que se retroalimentan de sus éxitos? Creo que la clave de todo es responder a está pregunta y a partir de ahí proponer.
Mil perdones por la chapa y por repetir cosas que ya se han dicho. Un saludo a todos.
Pd: Acaba de salir un nuevo Morning y yo contestando a este. Voy con retraso, que lamentable

Peter Shilton escribió un artículo despidiéndose de Maradona en el Daily Mail hace unos días. A pesar del contexto, se permitió la licencia de recriminar al finado su falta de deportividad en el 1-0 del Argentina – Inglaterra del 86. Aún en estas horas Shilton sigue recriminando a Diego que nunca se disculpara por ese gol con la mano. No creo que Maradona deba disculpas a nadie por lo que hiciera sobre un terreno de juego, él, al que cosieron a patadas en todos los campos del mundo. Y menos ante los ingleses. ¿O alguna vez Shilton pidió mesura y deportividad a los “carniceros” que tenía en su línea defensiva?

La comparación entre el deporte escolar en EEUU y el español es… abrumadora. Aquí está totalmente abandonado y los programas deportivos escolares tienen más de publicidad que de realidad. Por mucho que se trate de justificar desde hace muchos años aduciendo que ese papel lo desarrollan aquí culturalmente los clubes deportivos y no los centros educativos. Excusas, el abandono es total. Ahí perdemos por goleada.

Pero precisamente que el deporte de base americano radique en las instituciones de enseñanza puede favorecer la formación por un lado… pero significa que su estructura descansa en un gran entramado de “ligas de filiales” (institutos y universidades) organizadas para proporcionar deportistas a las “grandes ligas”. No existe clase media. Las ligas profesionales de nivel medio son irrelevantes y en muchas localidades el equipo más representativo es el del instituto, o sea de menores en formación a los que no corresponde esa representatividad.

Pero es cierto que aquí, con lo que veneramos nuestra “pirámide” vamos por el mismo camino, pues las posibilidades reales de ascender en la misma cada vez son más reducidas. En muchos pueblos de Andalucía sus clubes ya no existen y el fútbol (si hay) lo lleva una escuela municipal. Competir con el primer equipo del pueblo/barrio no tiene valor, así que muchos clubes de barrio sólo tienen cantera, los clubes grandes cada vez tienen más filiales y en los pueblos sólo hay escuelas. Mal panorama, pero muy en línea con los valores “americanos”.

Buenas Axel y Rulo, creo que de la Superliga poco más hay que añadir. Creo que la mayoría que seguimos MI coincidimos en esto de la Superliga. Genial el podcast sobre este tema hoy.

Solo quería añadir que la palabra buche efectivamente significa un trago o un sorbo. Rulo estaba en lo cierto jajajaja Me sorprendió mucho. Yo soy de Tenerife y aquí en Canarias se suele decir buche casi siempre al beber. Por ejemplo, ¿dejame un buche de agua?. También voy a darle un buchito. Creo que casi nunca había escuchado a alguien de la península usarla, o por lo menos no lo recuerdo. Muy bien Rulo!!!

Deja un comentario

*