Juventus-Porto: Uno sueña, el otro se juega la vida

Cristiano Ronaldo dejó detalles de bastante calidad durante el encuentro. Foto: Stefano Gnech/Focus Images Ltd

El cronómetro marcaba el minuto 90. El Porto necesitaba desesperadamente un gol, perdía 1-0. El sudafricano Benni McCarthy se posicionó para tirar una falta en la frontal del área, en lo que era, seguramente, la última oportunidad de los portugueses de lograr una hazaña histórica y eliminar al poderosísimo Manchester United de Sir Alex Ferguson en los octavos de final de la Champions League. Así como hoy, el Porto podía empatar, ya que había ganado el partido de ida en Do Dragão por 2-1. Así como hoy, el Porto tenía a un joven entrenador portugués en el banquillo, que quería eliminar a un gigante en sus dominios. Así como hoy, el Porto se enfrentaba a un tal Cristiano Ronaldo. El disparo de McCarthy no fue especialmente fuerte, pero Tim Howard no tenía la visión muy limpia, y no pudo atrapar el balón; lo soltó en los pies de Costinha, que lo empujó al fondo de la red y salió corriendo hacia el banderín de córner celebrando efusivamente. En ese momento las cámaras enfocaron a José Mourinho, que se levantó del banquillo como un loco y fue en dirección a Costinha y a los otros jugadores de los Dragões. Corriendo y saltando, con los puños golpeando el aire. El Porto estaba en cuartos.

Ese 9 de marzo del año 2004 quedó en la memoria de toda una generación de hinchas del Porto. Y seguramente estará siendo recordado en las conversaciones previas de los portistas al partido de esta noche. Pese al mal momento que vive el equipo, es una excusa para soñar. Es verdad que el actual Porto de Sérgio Conceição no es ni la sombra de ese Porto del triplete de José Mourinho en 2003/04, un auténtico dominador en tierras lusas. El actual va segundo en la liga, diez puntos por detrás del Sporting CP, y la semana pasada fue eliminado de la Taça de Portugal por el Braga. En enero perdió la final de la Taça da Liga contra ese soberano Sporting CP de Rúben Amorim. Una temporada decepcionante para los Tripeiros. Pero, sorprendentemente, en uno de los enfrentamientos más desequilibrados de los octavos de Champions, el Porto mostró su ADN europeo. Ganó 2-1 a la Juve en el Estádio do Dragão y se permitió la posibilidad de soñar con una gesta en Europa para compensar su floja temporada a nivel nacional.

Porto y Juventus ya se enfrentaron en Champions en 2017. Foto: Stefano Gnech/Focus Images Ltd
Porto y Juventus ya se enfrentaron en Champions en 2017. Foto: Stefano Gnech/Focus Images Ltd

Sérgio Conceição tiene como principales dudas a Pepe y Jesús Corona. Según el entrenador, solo se decidirá si juegan finalmente o no momentos antes del partido. El central Chancel Mbemba, que fue baja en el partido del sábado que el Porto ganó 0-2 contra el Gil Vicente, se ha recuperado de su lesión y está entre los convocados. Si el central portugués y el extremo mexicano pueden jugar, Conceição debe repetir el XI del partido de ida. Un equipo que se siente más cómodo esperando al adversario para salir en velocidad, con la potencia de los laterales Wilson Manafá y Zaidu Sanusi, la fantasía de Corona y la pujanza de Moussa Marega.

La Juventus, por su parte, cree en la remontada. Y no podía ser diferente. Pese a las dificultades de Andrea Pirlo en su primera temporada como entrenador, la Juve sigue viva en todas las competiciones. Está en la final de la Coppa Italia, necesita una victoria mínima para llegar a los cuartos de la Champions y sigue en la pelea por el título de liga. Desde la derrota en el Dragão, ganó tres partidos y empató uno. El más importante de todos, el sábado pasado, ante la Lazio. Según Arrigo Sacchi en la Gazzetta dello Sport, “la mejor actuación de la Juve en la temporada”.

Pirlo optó por reservar a Leonardo Bonucci, Arthur y Cristiano Ronaldo. Salió con un XI raro, con Alex Sandro como central, Federico Bernardeschi en el lateral izquierdo y Danilo como pivote. La Lazio marcó el 0-1 y parecía que con el gol de Joaquín Correa se iban todas las posibilidades del décimo título consecutivo de la Serie A, pero apareció Adrien Rabiot, que con un zurdazo batió a Pepe Reina, y luego Álvaro Morata, que marcó un doblete y salió gritando a las cámaras: “Non molliamo mai”. Nunca nos rendimos. Y luego se acercó Merih Demiral a los gritos de: “Siamo la Juve!”.

La Juventus de Andrea Pirlo se la jugará en el partido de vuelta ante el Porto. Foto: Stefano Gnech/Focus Images Ltd
La Juventus de Andrea Pirlo se la jugará en el partido de vuelta ante el Porto. Foto: Stefano Gnech/Focus Images Ltd

“La victoria de esta noche es muy importante, porque es una señal para todos los que esperaban nuestra caída y porque se obtuvo con una gran reacción después de la desventaja provocada por nuestro error”, dijo el delantero de la selección española después del partido. “Ahora vamos a pensar en el Porto. Nos estamos jugando la vida”, concluyó. Sí, después de una eliminación humillante contra el Lyon en la última temporada, la Juve no puede permitirse otra debacle contra un adversario más modesto en una competición que no gana desde 1996.

Para el partido de esta noche Pirlo no contará con Paulo Dybala, lesionado, Rodrigo Bentancur, que dio positivo en Covid-19, y Danilo, suspendido. Matthijs de Ligt y Giorgio Chiellini entraron en la convocatoria, pero ambos son duda. Bonucci debe ser titular al lado de Demiral. Es probable que Arthur, que jugó 30 minutos contra la Lazio, empiece el partido en el doble pivote junto a Rabiot. Con su visión de juego y calidad de pase, el brasileño sería esencial para encontrar espacios en la defensa del Porto. “Tendremos que hacer un partido muy técnico, porque nos enfrentaremos a un equipo muy compacto, con dos líneas muy estrechas y con poco espacio y tiempo para pensar. Hará falta técnica y paciencia”, dijo Pirlo en la rueda de prensa del lunes. Weston McKennie, Aaron Ramsey y Federico Bernardeschi pelean por una plaza en el costado izquierdo del medio del campo. Y Ronaldo, que también entró durante el partido de domingo, formará la pareja de ataque con Morata, una de las más letales del continente. En lo que va de temporada suman 43 goles y 14 asistencias entre ambos.

En la rueda de prensa previa al partido, Conceição recordó a José Mourinho en su esencia, enfatizando la superioridad económica de la Juventus y la posición de no favorito del Porto. “Arthur, un mediocampista influyente, solo le costó a la Juventus 72 millones, tres o cuatro veces más que todos los nuestros”, observó el entrenador de 46 años. “Pero eso no juega, hay 11 contra 11 más cinco que entran y seguro que harán todo lo posible para dignificar el escudo que tenemos en el pecho”, continuó Conceição. “Demostraremos que somos un club con historia y fuerza para pasar esta eliminatoria”. Gran parte de esa historia fue escrita en esa noche del 9 marzo del 2004, hace exactamente 17 años, por el hombre en el que se inspira Sérgio Conceição. Un hombre que le mostró al Porto que siempre se puede soñar.

Alineaciones probables: Juventus-Porto, martes 9 de marzo, 21:00h.

Juventus vs Porto - Football tactics and formations

Apoya los contenidos en MarcadorInt y conviértete en un mecenas del proyecto a través de Patreon. Puedes apuntarte aquí.

Foto de portada: Stefano Gnech/Focus Images Ltd.

Related posts

2 comments

Solamente escribo para destacar el fichajazo que ha supuesto Lucas Duque para MI. Todos los artículos que ha escrito me han encantado, creo que representa perfectamente el espíritu MI: gran conocimiento futbolístico y gusto por contar (muy bien) las historias que rodean al fútbol y que suelen quedar fuera de los focos. Lucas, me reconozco fan total tuyo!

Deja un comentario

*