Pecados de juventud

Foyth Arnautovic Focus

Cuando crees que todo parece ir demasiado bien, la vida suele tener un bofetón reservado para ti a la vuelta de la esquina. Tienes la confianza por las nubes, bajas la guardia y te sorprende. No te lo esperas porque no percibes ningún indició del soberano revés que te vas a pegar, o simplemente no prestaste suficiente atención a los detalles porque creías que lo tenías todo bajo control. Pero casi siempre llega, con puntualidad en el punto más álgido, para devolverle a la tierra. De un mamporrazo, sin filtros de colores ni edulcorantes, como le ocurrió a Juan Marcos Foyth en el derbi de Londres contra el Arsenal. El central argentino del Tottenham, titular en cuatro partidos seguidos de Premier con los spurs, estaba firmando una nueva actuación sobresaliente. Venía de ser uno de los más destacados en el triunfo contra el Chelsea y estaba siendo el mejor defensa del Tottenham contra el Arsenal, en una tarde de fútbol trepidante que estaba atropellando al zaguero más experimentado, Jan Vertonghen. Hasta que se equivocó en el momento decisivo.

En ocasiones un error en el instante inoportuno borra de la memoria de los espectadores todas las buenas acciones realizadas anteriormente. Puede ocurrirle esta semana a Foyth, que perdió la pelota en una jugada determinante en el transcurso del Arsenal-Tottenham. Los spurs habían sobrevivido al arreón inicial del equipo de Unai Emery, que les borró del mapa en los primeros 25 miutos de juego, e incluso habían remontado el partido al descanso. Aubameyang, en un zarpazo, había devuelto la esperanza a los gunners con el gol del empate, pero no fue hasta el minuto 74 cuando la balanza se decantó por una pérdida de Foyth en campo propio. En un exceso de confianza, Foyth se relajó, Ramsey le robó la cartera e inició un contragolpe que derivó en el 3-2 tras una maniobra fabulosa de Lacazette, que definió a las mil maravillas desde fuera del área con la pierna izquierda. Tres minutos más tarde, con el Arsenal impulsado por la euforia posterior a la remontada, Torreira sentenció el derbi con el 4-2 definitivo.

Aaron Ramsey of Arsenal during the Premier League match at St. James's Park, Newcastle Picture by Simon Moore/Focus Images Ltd 07807 671782 15/09/2018
Aaron Ramsey robó la cartera a Foyth en la jugada del 3-2. Foto: Focus Images Ltd.

Unos minutos antes, había llegado el aviso al que nadie prestó atención: Foyth se animó a sacar la pelota jugada desde atrás, condujo más de la cuenta y se metió en una cueva de la que ya no logró salir con el esférico controlado. La pérdida, sin embargo, no propició una ocasión verdaderamente peligrosa. Aunque, en cualquier caso, ensañarse con Foyth sería cruel a tenor de lo visto en el Emirates. El central argentino tenía motivos de sobra para sentirse en una nube y creerse capaz de hacer cualquier cosa. No solo viene de disputar los últimos encuentros de Premier como titular, sino que ha rendido a gran nivel y se ha ganado la oportunidad de debutar con la selección argentina. En su segundo partido en la Premier, contra el Crystal Palace, marcó el gol de la victoria. En su estreno con la Albiceleste, contra México, fue considerado el mejor jugador del partido. Y ante el Arsenal iba camino de repetir nominación tras sostener a su equipo en las fases de zozobra. Con Vertonghen por debajo de sus prestaciones habituales -el belga sufrió en varios lances, provocó el penalty del primer gol gunner e incluso terminó expulsado-, Foyth se creció en la adversidad para achicar agua. Ayudó a Aurier cuando Iwobi y Kolasinac buscaban las cosquillas del costamarfileño, salió vencedor de varios duelos individuales, cortó ataques prometedores en los que se encontraba en una situación delicada, despejó centros laterales y ayudó al Tottenham a salir jugando desde atrás con su buen manejo del balón en conducción. Como contra el Chelsea, Foyth volvía a salir reforzado de un choque de máxima exigencia en la Premier. Tanto que seguramente sería titular también en la Champions de haberle inscrito el Tottenham.

Juan Foyth ha necesitado pocos partidos para exhibir sus principales virtudes: rápido al cruce, le gusta anticiparse al rival, se siente cómodo saliendo de zona para adelantarse y también es ágil a la hora de lanzarse al suelo en casos de emergencia. Con el balón, Foyth también puede ayudar a su equipo con pases verticales y sobre todo dividiendo la atención del rival en conducción. Por otro lado, sufre más en las pugnas más físicas. Le pueden desplazar en el cuerpo a cuerpo, puede sufrir en los choques con los futbolistas de mayor altura y no siempre es contundente a la hora de despejar envíos frontales. Son algunas de las condiciones que mostró principalmente con la selección argentina sub-20, equipo con el que se dio a conocer. En enero de 2017 disputó el Sudamericano de la categoría, torneo en el que fue creciendo con el avance de las jornadas, y unos meses más tarde fue uno de los futbolistas más destacados de Argentina en el Mundial sub-20. La Albiceleste cayó en la fase de grupos, pero Foyth, siempre con la manguera bajo el brazo para apagar fuegos, fue uno de los mejores de un equipo que le dejaba a menudo expuesto. Apenas había disputado un puñado de partidos con Estudiantes cuando el Tottenham apostó por él y lo fichó, en agosto de 2017, por una cifra cercana a los ocho millones de libras.

Tottenham Hotspur manager Mauricio Pochettino during a press conference at Juventus Stadium, Turin Picture by Stefano Gnech/Focus Images Ltd +39 333 1641678 12/02/2018
Mauricio Pochettino ha apostado por Foyth en las últimas semanas. Foto: Focus Images Ltd.

Tras un primer año en el que apenas participó en algunos partidos secundarios de competiciones coperas o de la Champions, Juan Foyth se ha erigido como un recurso perfectamente válido para el Tottenham. Se le ha dado la oportunidad de competir en duelos de primer nivel y la ha aprovechado, en líneas generales, para ganarse la confianza de Mauricio Pochettino. Aunque, por otro lado, también se encuentra en edad de aprender a pulir sus errores. Con 20 años, es normal que pueda equivocarse. Y más todavía en un exceso de confianza, en una situación en la que no mide bien los riesgos que asume. Nada que no pueda encauzar un chico que todavía no ha alcanzado los 25 partidos en la élite en el fútbol de clubes. Si no se perpetúan estos errores, quedarán en meros pecados de juventud. Porque Juan Foyth tiene cara de niño pero posee madera de muy buen defensor.

Apoya los contenidos en MarcadorInt y conviértete en un mecenas del proyecto a través de Patreon. Puedes apuntarte aquí.

FICHA DEL JUGADOR
Nombre: Juan Marcos Foyth
Edad: 20 años
Equipo: Tottenham
País de nacimiento: Argentina
Posición: Central

Cada lunes, un perfil (o una historia) de un joven talento en edad sub-23.

– 26 de noviembre: Sofiane Diop
– 19 de noviembre: Jadon Sancho
– 12 de noviembre: Richarlison
– 5 de noviembre: Daniel Arzani
– 29 de octubre: Serginho
– 22 de octubre: Florent Muslija
– 15 de octubre: Zeki Çelik
– 8 de octubre: Krzysztof Piatek
– 1 de octubre: Ondrej Duda
– 24 de septiembre: Declan Rice
– 17 de septiembre: Angeliño
– 10 de septiembre: Giorgi Chakvetadze
– 3 de septiembre: Myron Boadu
– 27 de agosto: Rúben Dias

Foto de portada: Focus Images Ltd.

Related posts

1 comments

A mí en cambio no me encandila tanto como a Tomás o a Pochettino. Quizás por aquello de que la primera imagen que tengo de él es contra los “Wolves” (no le había visto antes), donde no estuvo nada afortunado en las dos acciones de penalty; creo que ambas eran muy evitables. No me transmite sensación de seguridad, y sí nerviosismo. Creo que arriesga bastante en salida de balón (como pudo verse contra el Arsenal) y creo que le falta mucho físicamente para poder medirse a los Deeney o Lukaku de turno.
Y me parece que dice mucho de la actual medular de Argentina, que un jugador con tan poca experiencia y rodaje como Foyth esté ya en las convocatorias de Scaloni. Habrá que seguirle.

Deja un comentario

*