Manchester City-Lyon: la Champions no perdona

Kevin De Bruyne of Manchester City celebrates after team-mate Sergio Aguero made it 4-2 to their team during the second leg of the UEFA Champions League quarter-final match at the Etihad Stadium, Manchester
Picture by Russell Hart/Focus Images Ltd 07791 688 420
17/04/2019

En la zona azul de Mánchester saben que esta es una oportunidad histórica. El Manchester City se ha plantado en cuartos de Champions con total merecimiento después de ganarle los dos partidos al Real Madrid en octavos, siendo muy superior a los de Zinedine Zidane tanto en el campo como desde el banquillo, y esta ronda de cuartos ante el Olympique de Lyon es el penúltimo obstáculo antes de la gran final de Lisboa. La temporada del Manchester City en la Premier no ha sido buena, como ya analizamos en la web en su momento, pero su transcurso en esta Champions es difícilmente mejorable. Tras acabar líder de grupo en la primera ronda, por encima de Atalanta, Shakhtar Donetsk (clasificado para Europa League) y Dinamo Zagreb, y de cargarse a los blancos tanto en la ida como en la vuelta, el Manchester City llega al partido de este sábado como gran favorito para clasificarse a semifinales, y como uno de los elegidos a levantar la ‘Orejona’ en Lisboa.

Al Manchester City de Pep Guardiola no vamos a descubrirlo a estas alturas. El equipo ‘citizen’ ha tenido bastantes problemas este curso para controlar una fase del juego muy concreta, su transición defensiva, puesto que cada pérdida de balón ha sido una tortura ante el ritmo y la verticalidad de sus rivales en la Premier. No ha jugado bien. Es una realidad. O no todo lo bien que nos había (mal)acostumbrado. Pero la Liga de Campeones tiene un magnetismo especial para revertir tendencias y coronar todo tipo de temporadas. Y ahí, lo cierto es que el Manchester City se ha equivocado muy poco hasta el momento. El propio Guardiola, de hecho, parece obsesionado con ello. Tanto en la previa como en el pospartido de la vuelta de octavos ante el Real Madrid, el de Santpedor repitió varias veces que su equipo debía estar muy atento a sus errores. Y así sucedió.

Depay jugó a buen nivel ante la Juventus, en octavos. Foto: Joep Joseph Leenen/Focus Images Ltd
Depay jugó a buen nivel ante la Juventus, en octavos. Foto: Joep Joseph Leenen/Focus Images Ltd

Cualquier error se paga muy caro en la Champions. Y más en esta, con eliminatorias a partido único, como será este duelo entre Manchester City y Olympique de Lyon. Los franceses vienen de dar la sorpresa ante la Juventus en octavos, perdiendo en el Allianz Stadium de Turín pero haciendo valer el resultado de la ida, mostrándose como un equipo bastante compacto a pesar de la evidente falta de ritmo competitivo. El cuadro de Rudi García se caracteriza por ser un equipo bastante atrevido en cualquier escenario y ante cualquier rival, atacando de muchas formas y con numerosos efectivos. Y raro será que vaya a cambiar a estas alturas cuando ataque. Ante la Juventus, sin ir más lejos, se vio a un equipo muy reactivo desde bastante pronto, y más con el cero a uno tan temprano a su favor, así que ante el Manchester City podríamos esperar algo muy parecido. El equipo de Guardiola llega crecido a este encuentro, con la moral muy reforzada y las sensaciones renovadas, y por tanto querrá tenerlo todo bajo su control ante el Olympique.

Sin el Kun Agüero, aún lesionado de su rodilla, y también sin Leroy Sané, traspasado definitivamente al Bayern Múnich, Guardiola podría optar por un once bastante similar al de la semana pasada ante el Real Madrid. Esto quiere decir que Joao Cancelo sería nuevamente el lateral izquierdo del equipo, pese a ser diestro, y que Phil Foden tiene bastantes papeletas de ser nuevamente el falso ‘9’ del sistema, con Sterling (derecha) y Gabriel Jesús (izquierda) en los costados. Una medida de lo más interesante ante los tres centrales del Lyon, ya que el espacio aclarado por Foden dentro del carril central, siendo un futbolista que se mueve muy bien con la pelota pero también sin ella, puede ser un filón para las diagonales de los dos extremos y el ‘punch’ Kevin de Bruyne.

Pep Guardiola: “En esta competición los errores te penalizan mucho. La Champions siempre es difícil”.

El Lyon, por su parte, llega con dudas importantes. Denayer arrastra problemas físicos en el bíceps femoral, mientras que Cornet ha presentado recientemente dificultades en el cuádriceps; dos de los titulares en el partido de vuelta ante la Juventus. Si los dos defensores llegan sin problema a la cita de este sábado, Rudi García también podría optar por un once sin demasiadas sorpresas en comparación al de octavos. Un sistema con tres centrales y dos carrileros, un único medio centro, Bruno Guimaraes, y dos interiores con bastante recorrido por detrás y por delante del balón, Caqueret y Aouar, para compensar y completar los movimientos en apoyo y ruptura de los dos puntas. De hecho, la única duda que tendría Rudi García (siempre y cuando, insistimos, Cornet y Denayer no vuelvan a resentirse de sus lesiones) para el encuentro ante el City es Ekambi o Dembele. Probablemente jueguen los dos, pero solo uno lo hará de inicio al lado de Depay.

En clave francesa todos los focos estarán puestos en Memphis Depay, claramente la gran individualidad del Olympique de Lyon, que aterriza en cuartos de final tras una muy buena actuación ante la Juventus. El neerlandés acaba de salir de una lesión muy larga en su rodilla, y obviamente el largo confinamiento al que se ha sometido el fútbol francés en los últimos meses también pesa. Y por ello mismo ante los italianos se le vio todavía un poco falto de ritmo. Está por ver si la rotura del ligamento cruzado, la operación y la posterior recuperación hacen mella en el desarrollo futbolístico de Depay, como ya ha ocurrido con otros futbolistas, también de la Ligue 1, como Nabil Fekir, pero por lo pronto es el jugador al que se agarrará el Lyon para seguir soñando en esta Champions. El Manchester City parte obviamente como favorito para estar la próxima semana en semifinales, pero a un partido, y teniendo en cuenta todas las circunstancias que rodean a esta edición, el Lyon tiene la calidad (individual) y los recursos (tácticos) suficientes para, al menos, volver a preocupar a Pep Guardiola. De hecho, el cuadro francés es uno de los tres equipos a los que el Manchester City no ha ganado nunca.

Foto de Portada: Russell Hart/Focus Images Ltd.

Alineaciones probables: Manchester City-Olympique de Lyon, sábado 15 de agosto, 21:00h.

MCI vs Away team - Football tactics and formations

Apoya los contenidos en MarcadorInt y conviértete en un mecenas del proyecto a través de Patreon. Puedes apuntarte aquí.

 

Related posts

Deja un comentario

*