Zaniolo de seda

Zaniolo. Foto: MarcadorInt/T. Martínez (Todos los derechos reservados).

Recibió la llamda de la selección absoluta antes de debutar en el primer equipo. Debutó en la Champions, de titular en el estadio del vigente campeón en el primer partido del torneo, incluso antes de disfrutar de sus primeros minutos en cualquier partido de la Serie A. Y sus dos primeras titularidades en liga llegaron ante Fiorentina e Inter en dos duelos importantes para la Roma en los que no se le esperaba en el once inicial. Es evidente: los tempos de la carrera de Nicolò Zaniolo no son los habituales. No podía ser de otra forma para un chico que a los 17 años se vio descartado de la cantera de la Fiorentina y que, dos años y medio después, se ha convertido en una de las mayores irrupciones de las últimas temporadas en la Serie A.

A Eusebio Di Francesco no le ha temblado el pulso a la hora de apostar por este joven centrocampista toscano de 19 años, cuya trayectoria no se puede entender sin el suceso que impulsó su carrera de forma inesperada. La Fiorentina, a falta de pocas horas para el cierre del mercado de fichajes de verano de 2017, decidió prescindir de Nicolò Zaniolo. Sin hueco en el equipo Primavera, le tocó buscarse la vida y este adolescente se marchó al Virtus Entella, club de la ciudad de Chiavari, a unos 200 kilómetros de Florencia y a unos 80 de su localidad natal, Massa. Un entorno próximo, en un equipo de la Serie B que le dio la oportunidad de debutar en la categoría de plata antes de cumplir la mayoría de edad. Brilló lo suficiente como para que terminar la temporada jugando varios partidos, lo que atrajo el interés de la selección sub-19 (con un año menos que la mayoría de compañeros y pese al hándicap de no haber acudido con la sub-17 anteriormente) y de otros clubes de mayor entidad. Así las cosas, un año después de su salida de la cantera viola lo fichó el Inter por una cantidad inferior a los dos millones de euros y se convirtió en un pilar de su equipo Primavera. Con el conjunto Primavera que se proclamó campeón de Italia marcó 13 goles, repartió una decena de asistencias y además acumuló experiencia internacional con seis titularidades en la UEFA Youth League.

Zaniolo.
Zaniolo es una de las sensaciones de la temporada en la Serie A. Foto: MarcadorInt/T. Martínez (Todos los derechos reservados).

Un paso hacia atrás y dos hacia delante. Tras salir de la Fiorentina, Zaniolo saboreó las mieles del fútbol profesional y volvió a un club de primera fila del Calcio, con el que incluso se sentó en el banquillo en un partido de liga el 14 de abril de 2018. Sin embargo, su carrera ha despegado definitivamente esta temporada en la Roma. El conjunto capitalino convirtió el contratiempo de traspasar a Nainggolan en una oportunidad para llevarse del Inter a un joven prometedor que no tendría hueco en su primera plantilla. En la operación que terminó con el centrocampista belga en Milán, la Roma concretó los fichajes de Santon y Zaniolo. El traspaso del belga se tasó por unos 38 millones de euros, mientras los dos jugadores del Inter aterrizaron en la capital transalpina por un montante de 14 millones (Santon 9,5M y Zaniolo 4,5M). El intercambio se cerró unas semanas antes de que Zaniolo acudiera al Europeo sub-19 de Finlandia con la selección italiana, que terminó perdiendo la final contra Portugal. Monchi dejó los deberes hechos con antelación para evitar contratiempos de última hora si una buena actuación en un escaparate internacional le catapultaba a la fama.

En el citado torneo del pasado verano Zaniolo insinuó su potencial, pero ha sido en Roma donde el canterano viola se ha dado a conocer y ha derribado la puerta con actuaciones convincentes en varias demarcaciones. Centrocampista zurdo con llegada y buen disparo, Zaniolo puede actuar tanto de interior con vuelo ofensivo como de mediapunta. El ’22’ de la Roma detecta muy bien los espacios libres, lee de maravilla cuándo debe incorporarse en ataque para sorprender al rival y aparece donde no se le espera. Esta virtud le garantiza un buen puñado de goles por temporada, como ya ha empezado a demostrar en sus primeros meses en la Roma, pero no es lo único en lo que destaca Zaniolo. Fino en la conducción, Zaniolo lleva la pelota cosida a la bota izquierda. No se le escapa y así supera rivales con cierta facilidad en espacios reducidos. Delicado en el contacto y sutil en el toque, Zaniolo tampoco la pierde cuando los contrarios buscan chocar con él, pues sus 190 centímetros le permiten proteger el cuero bajo presión. Lo esconde como quien custodia un tesoro. Sabe usar el cuerpo para ganar la posición y conservar la posesión, virtud que explota para recibir entre líneas. Se mueve bien sin el balón, incluso cuando parte desde el sector derecho, y una vez recibe permite a su equipo avanzar. Aprovecha estas fortalezas para disimular otras carencias, pues no es particularmente rápido en las distancias largas y no usa demasiado la pierna derecha en la mayor parte de sus maniobras. En ocasiones también se entretiene más de la cuenta. Es más un acelerador de jugadas, un futbolista enfocado a crear ocasiones en el último tercio, que un gestor de juego o un director de orquesta.

Zaniolo.
Zaniolo juega casi siempre con la cabeza levantada. Foto: MarcadorInt/T. Martínez (Todos los derechos reservados).

Tras una primera puesta en escena con dos titularidades ante el Real Madrid o los partidos ante Inter y Fiorentina, precisamente sus dos exequipos contra los que ahora compite en la Serie A, Zaniolo se ha afianzado como una pieza importante para Di Francesco en los dos últimos meses. Once de sus catorce partidos en el once inicial han llegado a partir del mes de diciembre y visto su rendimiento y polivalencia resultará difícil diluir su estatus en la plantilla. Sus virtudes, además, son complementarias al resto de centrocampistas giallorossi: a su cuota de gol hay que añadir un buen trabajo sin balón en la presión y una notable visión de juego. Zaniolo maniobra casi siempre con la cabeza levantada, percibe dónde se mueven sus compañeros y atesora una buena técnica y un elevado grado de creatividad para combinar. Se trata de un jugador peculiar, distinto al resto de centrocampistas italianos emergentes, con una zurda de seda camuflada en un cuerpo de llegador. Y que ha crecido a pasos agigantados en el último año y medio. Normal que Roma se ilusione con Nicolò Zaniolo.

Apoya los contenidos en MarcadorInt y conviértete en un mecenas del proyecto a través de Patreon. Puedes apuntarte aquí.

FICHA DEL JUGADOR
Nombre: Nicolò Zaniolo
Edad: 19 años
Equipo: Roma
País de nacimiento: Italia
Posición: Centrocampista

Cada lunes, un perfil (o una historia) de un joven talento en edad sub-23.

– 4 de febrero: Samuel Sosa
– 28 de enero: Frenkie de Jong
– 21 de enero: Ritsu Doan
– 14 de enero: Diego Lainez
– 7 de enero: Bryan-Clovis Ngwabije
– 31 de diciembre: Sardar Azmoun
– 24 de diciembre: Bilal Ould-Chikh
– 17 de diciembre: Domingos Quina
– 10 de diciembre: Josh Sargent
– 3 de diciembre: Juan Marcos Foyth
– 26 de noviembre: Sofiane Diop
– 19 de noviembre: Jadon Sancho
– 12 de noviembre: Richarlison
– 5 de noviembre: Daniel Arzani
– 29 de octubre: Serginho
– 22 de octubre: Florent Muslija
– 15 de octubre: Zeki Çelik
– 8 de octubre: Krzysztof Piatek
– 1 de octubre: Ondrej Duda
– 24 de septiembre: Declan Rice
– 17 de septiembre: Angeliño
– 10 de septiembre: Giorgi Chakvetadze
– 3 de septiembre: Myron Boadu
– 27 de agosto: Rúben Dias

Foto de portada: MarcadorInt/T. Martínez (Todos los derechos reservados).

Related posts

3 comments

Tenéis pensado algún artículo para hablar del Sudamericano sub-20 que se acaba de llevar Ecuador? Me ha sorprendido entrar y no encontrarme con nada referente a este torneo, la verdad. Un abrazo.

Vamos a hacer once ideal con perfiles de lo más destacado e incluiremos un buen puñado de temas en las conclusiones del lunes, eso seguro. Del mismo modo que hicimos previa de la última jornada de forma bastante completa en el tema del viernes. Pero ayer terminó tardísimo todo y preferíamos debatir un poco más el once por algún fleco que quedaba por cerrar.

Si estáis viendo la Champions, habéis dado en el clavo. No sé si Axel estará pensando en este artículo mientras comenta.

Deja un comentario

*